Se han registrado 39 nuevos contagios de coronavirus en China que podrían detonar otra epidemia

Después de luchar durante meses para vencer al coranovirus, durante tres días China no presentó contagios.

Pero este lunes confirmaron el caso de 39 pacientes infectados de COVID-19, provenientes del extranjero, por lo que se instó a todas las ciudades a poner bajo cuarentena obligatoria de 14 días a los que llegan de países afectados por virus, incluso si no muestran síntomas.

La profesora y doctora Li Lanjuan de 73 años, experta en coronavirus manifestó su preocupación sobre un segundo brote debido al creciente número de infecciones detectadas entre los recién llegados de otros países.

“Estoy muy preocupada de que los casos importados pudieran desencadenar otra epidemia a gran escala en nuestro país», dijo la profesora Li.

Su comentario se produjo después de que los sanitarios de la ciudad de Guangzhou informaran el primer caso de coronavirus nativo del país «relacionado con un caso importado».

La profesora Li dijo que el control y la prevención de casos importados era una tarea «ardua» para los trabajadores médicos.

«Esto requiere que continuemos intensificando nuestros esfuerzos y trabajemos incansablemente para evitar que la epidemia de neumonía por coronavirus se propague en otras ciudades», añadió la doctora Li.

Esta información también se produjo cuando la vida en Wuhan está volviendo lentamente a su la normalidad.

“Ciudades como Beijing, Shanghai, Guangzhou, Shenzhen y Hangzhou mantienen continuamente comunicaciones internacionales”, dijo la profesora Li.

La experta exigió que identifiquen a los posibles infectados por el virus pero que no han sido diagnosticados oficialmente porque podrían volver a encender la epidemia.

Los médicos en Guangzhou, la capital provincial de Guangdong, confirmaron el diagnóstico de coronavirus a una persona que ingresó a China desde Turquía.

Este es el primer diagnóstico de coronavirus en el país con un enlace directo a un caso importado, se trata de un hombre de 54 años, conocido por su apellido Jin.

El pasado 17 de marzo Jin experimentó dolor muscular y debilidad, fue hospitalizado el 20 de marzo con fiebre y al día siguiente dio positivo en la prueba de coronavirus. Jin estuvo en contacto cercano con otro caso confirmado con el virus.

La señora Lin, de 34 años, estuvo en Estambul del 22 de enero al 8 de marzo en un viaje de negocios, y regresó a Guangzhou el 09 de marzo a través de Bangkok, sin presentar ningún síntoma.

Al llegar permaneció en casa la mayor parte del tiempo, pero fue diagnosticada el 21 de marzo después de que la autoridad de enfermedades infecciosas de la ciudad le hiciera una prueba.

De los 39 nuevos casos reportados el lunes, 10 estaban en Shanghai y 10 en Beijing.

Las autoridades han informado que todos los vuelos internacionales con destino a Beijing se desviarán a otras ciudades donde los pasajeros serán examinados para detectar el virus y hacer que el proceso sea más eficiente.

Los que obtengan la autorización total podrán continuar a Beijing, donde serán enviados a instalaciones de cuarentena.

Mientras, los residentes de Wuhan considerados sanos pueden moverse por la ciudad y tomar el autobús o el metro siempre que muestren una identificación.

También pueden volver a trabajar si tienen un permiso de su empleador y salir de la ciudad para ir a otras partes de la provincia después de hacerse la prueba del virus y recibir un certificado de salud.

Si embargo, ya muchas ciudades han implementado reglas estrictas para poner en cuarentena a las personas que llegan. Comparte esta importante información, esperamos que no se desate una segunda epidemia en China.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!