Tras 2 meses de incesante lucha muere el bebé arrebatado del vientre de Marlén Ochoa

Yovanny Jadiel López, el bebé de Marlén Ochoa, tras dos meses de lucha incesante por parte de médicos y su familia que no perdía la esperanza, tristemente se ha ido al Cielo para reunirse con su madre fallecida.

Marlén era una joven madre latina de 19 años de edad, residente en Chicago, con la que no tuvieron la más mínima misericordia y tras cobrar su vida, dos mujeres le arrebataron a su pequeño del útero, a los 9 meses de embarazo.


El bebé permaneció en la condición más crítica desde el pasado 30 de abril cuando fue llevado de emergencia al hospital por Clarisa Figueroa, de 46 años, haciéndose pasar por su madre.


El pequeño Yovanny permaneció unido a un soporte vital en el centro Médico Advocate Christ debido a un severo daño neurológico.


Tras las investigaciones realizadas por la policía y la denuncia de los familiares que dieron por desaparecida a Marlén, sin sospechar su trágico destino, se logró identificar el cuerpo de Marlén y salió a la luz la estremecedora verdad.

Las autoridades han acusado a Clarisa y a su hija, Desiree Figueroa, de 24 años de edad, como autoras del fallecimiento de Marlén. Y al novio de la joven, Piotr Bobak, como cómplice por haber ocultado el hecho.


Se supo que las mujeres habrían atraído a su domicilio a Marlén con engaños para regalarle ropa y accesorios para su bebé a punto de nacer.

Se habrían puesto en contacto a través de un grupo de Facebook. Pero nada de esto era cierto, y armaron el plan para quedarse con el bebé de la manera más inhumana.


Finalmente, la mañana de este viernes, la devastada familia anunció la lamentable noticia de la partida del pequeño Yovanny, un guerrero que luchó hasta el final por sobrevivir, pero no fue posible.

“Es con gran tristeza que les informamos del fallecimiento del bebé Yovanny Jadiel Lopez. Falleció este viernes 14 de junio de 2019 de su severa lesión neurológica”, indicó un portavoz de la familia en un comunicado.

Informaron que los servicios funerales se llevarán a cabo en la intimidad familiar. “Por favor, mantenga a la familia (de Ochoa) en sus pensamientos y oraciones a medida que pasan por este momento difícil”, añade el comunicado.

En el hospital no pudieron darse cuenta que Clarisa no era la verdadera madre hasta que le hicieron una prueba de ADN.

La familia de Marlén atravesaba el más profundo dolor de haber perdido a la joven tan trágicamente, pero su marido mantenía la esperanza en que viviera el pequeño.

Especialmente desde que en un momento dado lo tomó en brazos, y abrió los ojos.
“Fue algo impactante”, dijo el devastado padre.

Pero lamentablemente, el bebé nunca se recuperó de la falta de oxígeno en el cerebro que sufrió al salir del útero de su madre y en las últimas semanas de su vida, su carita y extremidades se habían inflamado cada vez más.

El personal del hospital se enfrentó al reclamo de la policía sobre la admisión de Figueroa, y de por qué no alertaron del hecho de inmediato ya que les tomó dos semanas en reportarlo.

Especialmente porque se supo desde un inicio que la supuesta madre no tenía signos de que ella hubiera dado a luz al pequeño Yovanny.

Univisión

Es realmente lamentable que la vida de una joven se haya apagado de esa manera, pero ahora ya madre e hijo se han reunido y no podrán temer más de nadie y de nada. Enviemos un mensaje de solidaridad a su familia en estos duros momentos. ¡Vuela alto, angelito!

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!