Deja los estantes vacíos para revender y ganar miles de dólares aprovechándose de la pandemia

Mientras el mundo vive el caos causado por la pandemia del coronavirus que arropa varios países del globo, unos aprovechan la crisis e histeria colectiva para hacer el negocio de sus vidas. Un ejemplo claro de esta realidad es la pareja canadiense que ha recaudado un capital de más de $72.000 en sólo un par de semanas.

Manny Ranga, de 38 años, y su esposa Violeta Pérez, de 37, viven en Vancouver y lejos de llorar las víctimas de la pandemia han sabido aprovecharse de la situación.

Estos esposos compraron al detal toallas desechables y toallines desinfectantes en tiendas locales de su comunidad para venderlas en línea hasta cuatro veces más caras del precio local.

La idea surgió en el estacionamiento de un supermercado, cuando un hombre los detuvo y les ofreció pagarles mucho más por las compras que Manny y Violeta acababan de hacer.

Esta pareja sólo se estaba abasteciendo para enfrentar la crisis desatada por el coronavirus, pero vieron en la situación una gran oportunidad.

Un paquete de toallitas que generalmente se vende en $ 14,50 aproximadamente, lo vendieron en línea en 64,50 dólares.

«Es una gran oportunidad con todos estos productos. Tengo que pagar las cuentas. Con un trabajo regular, no ganaré este dinero… Sé que no durará para siempre», dijo Rangat.

Los esposos utilizaron su camioneta para visitar las tiendas locales y abastecerse de estos productos. Una vez que tuvieron la mercancía necesaria, abrieron una tienda en línea a través de Amazon y comenzaron a comercializar los toallines.

Uno de los supermercados donde la pareja solía surtirse amenazó a Pérez con limitar la cantidad de productos que se les permitiría comprar pero el hombre se ha quejado de no ser el único en este tipo de negocio.

«Es sólo un negocio que estoy haciendo en este momento. El gobierno no nos está ayudando a pagar nuestras cuentas. Los niños no pueden ir a la escuela, mis hijos van a la escuela privada. Pago $ 20.000 al año en una escuela privada y no me lo devuelven», dijo Ranga.

Pérez rechaza las críticas que muchas personas le han hecho, pues argumenta ser apenas un beneficiario menor de toda esta situación.

“¿Sabes los que están ganando dinero? Las compañías navieras. Amazon también está haciendo dinero con eso”, refutó.

Pese a su malestar, actualmente la pareja no está vendiendo nada en línea después de al menos tres semanas de comercio. Amazon ha cancelado su portal y se encuentra monitoreando otros sitios que hacen este tipo de ventas oportunistas.

«Estamos decepcionados de que los malos actores estén tratando de aumentar artificialmente los precios de los productos básicos necesarios durante una crisis de salud global.

En línea con nuestra política de larga data, recientemente han bloqueado o eliminado decenas de miles de ofertas«, declaró un portavoz.

Para algunos, esto es sólo un negocio y cada quien puede tener su punto de vista sobre el tema pero lo cierto es que mientras algunos ven el COVID-19 como una oportunidad para “emprender”, mientras otros lloran con amargura a sus familiares que han sido víctimas de la pandemia.

A esta humanidad le falta solidaridad. Comparte este caso y ayúdanos a denunciar estos portales ¡Démosle un alto a la especulación!

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!