La reina Isabel enfurece al enterarse de la decisión de Harry y Meghan de una indignante forma

El pasado miércoles los duques de Sussex emitieron un comunicado publicado en sus redes sociales para anunciar que se retiran de la familia real británica.

La noticia fue reseñada por medios de comunicación de todo el mundo, en el mensaje, la pareja informó que se mudarán a América del Norte y que abandonarán su rol en la realeza para ser independientes financieramente.

Aseguran que seguirán colaborando con la reina Isabel II y que se encargarán de que su hijo conozca las tradiciones de la familia real en la que nació.

En el comunicado dan a entender que la reina conocía y respaldaba su decisión, pero al parecer la realidad es diferente.

Recientemente, los medios locales informaron que la reina Isabel II está furiosa por la decisión tomada por el príncipe Harry y su esposa Meghan Markle de apartarse de la vida oficial.

La pareja no le habría contado su decisión ni a la reina ni a los príncipes Carlos y William, quienes se enteraron a través de las noticias transmitidas en televisión.

Se mostraron indignados y aseguran que se sienten traicionados. En el comunicado emitido por Harry y Meghan dicen: “Vamos a dar un paso atrás en nuestro papel de miembros sénior de la familia real y a trabajar para ser económicamente independientes”. Resaltaron que seguirán ofreciendo su apoyo a su majestad y cumpliendo ante ella sus deberes.

Una fuente real de alto rango aseguró que la reina Isabel y su familia estaban decepcionados por la decisión. Otra fuente cercana confirmó a los medios británicos que estaban “conmocionados, tristes y totalmente furiosos” con Harry y Meghan.

Los duques de Sussex tienen planeado dividir su tiempo entre América del Norte y Gran Bretaña, anunciaron su decisión de dejar de ser parte de la realeza tras regresar de las vacaciones que disfrutaron durante seis semanas en Canadá.

El palacio de Buckingham emitió un comunicado en el que explican: “Las conversaciones con el duque y la duquesa de Sussex están en una etapa temprana. Entendemos su deseo de adoptar un enfoque diferente, pero estos son problemas complicados que exigirán tiempo para su solución”.

Todo indica que la pareja habría planeado en secreto su decisión durante su estancia en Canadá, incluso crearon una página web independiente de la familia real británica.

“El nivel de engaño ha sido asombroso, y todos, desde la cabeza hasta la base de la familia real británica se sienten apuñalados por la espalda”, dijo una fuente de la realeza a un importante medio de comunicación del Reino Unido.

Hasta el momento, la pareja continúa recibiendo dinero del príncipe de Gales para financiar su trabajo oficial.

No es la primera vez que ocurre un hecho de este tipo en la familia real británica, Eduardo de Inglaterra, el hijo menor de la reina Isabel II, y su esposa, se vieron obligados a abandonar la realeza, su productora de televisión y las relaciones públicas después de verse involucrados en varios escándalos.

En el comunicado de los duques de Sussex no mencionan que renuncian a sus títulos, y parece que sí mantendrán Frogmore Cottage, la vivienda que se construyó para ellos por un costo de 2,5 millones de euros de dinero público.

Asimismo, piensan mantener a sus oficiales de protección de la Policía Metropolitana que son financiados por el Estado.

La decisión del príncipe Harry y de Meghan Markle surge después de un año de conflictos. El primero, fue el enfrentamiento de Harry y Guillermo por la decisión de dividir su oficina.

Después, el príncipe Harry se enfrentó a los medios de comunicación expresando su deseo de que se respetara su privacidad por temor a que su esposa sufriera la misma presión mediática que su fallecida madre.

Por último, los duques de Sussex demostraron los graves problemas en sus relaciones con la familia real al decidir no estar junto a ellos durante la Navidad, no participaron en ninguno de los eventos tradicionales.

Se presume que podrían fijar su residencia en Canadá, lugar en el que Meghan Markle vivió durante años. Horas antes de emitir el comunicado hicieron una visita en la Alta Comisión de Canadá, en el centro de Londres, con el objetivo de agradecerle a los canadienses la hospitalidad y calidez que les ofrecieron durante sus vacaciones.

La noticia de la decisión de la mediática pareja sigue dando mucho de qué hablar, sobre todo por la reacción de la reina. No te vayas sin compartir.

¿Te gustó?
Etiquetas:

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!