“Mi corazón se paró 2 veces”– Sobrevive de milagro al COVID-19 y muestran cómo sale del hospital

Aunque el COVID-19 ha cobrado la vida de más de 252.000 personas alrededor del mundo, la verdad es que más de un millón de pacientes han logrado recuperarse y superar la enfermedad infecciosa provocada por el coronavirus, recientemente descubierto.

Entre este número extraordinario está Scott Howell, un padre de 4 niños que con 48 años fue aplaudido por el personal médico al recibir su alta y vencer la batalla más dura de su vida.

El pasado 01 de mayo, Scott salió del Hospital Royal Gwent en Newport, Gales del Sur, en el que liberó una terrible lucha contra el virus mortal.

El caso de este hombre realmente conmovió al personal de sanitario, que decidió alinearse en los pasillos del hospital para darle una emotiva despedida entre aplausos, lágrimas y muchas sonrisas.

Scott fue el primer paciente con coronavirus que ingresó a la unidad de cuidados intensivos de este hospital de primera línea, y durante siete semanas se mantuvo en una ardua lucha por su vida.

El hombre pasó gran parte de su tiempo conectado a un respirador y fue resucitado en dos ocasiones diferentes, después de que su corazón dejase de latir.

Scott estuvo realmente enfermó pero con ayuda del personal de salud logró superar lo que muchos otros no han podido.

«Scott estaba gravemente enfermo, por lo que verlo salir del hospital ha sido un gran impulso para el personal en general.

Todas las dificultades y presiones que enfrentamos en este momento valen la pena cuando ves que personas como Scott mejoran y se reúnen con sus familias, es el mejor regalo que podemos recibir«, dijo el Dr. Dave Hepburn.

El funcionario Howell, que trabaja en la Oficina de Estadísticas Nacionales, presentó síntomas del COVID-19 después de disfrutar de un día de atenciones en un spa junto a su esposa.

Días después ingresó al hospital con una sospecha de infección pulmonar y posteriormente dio positivo a la prueba para detectar el virus.

Durante semanas estuvo en coma mientras los médicos luchaban por salvarle la vida, por eso para él todos los aplausos deben dirigirse al personal de salud.

 “El personal aquí me salvó la vida: estaba en coma en cuidados intensivos y mi corazón se detuvo dos veces. Fue increíblemente fantástico estar al aire libre y ver a mi familia hoy. ¡La atención que he recibido me ha permitido volver a ser esposo y padre y es maravilloso!», dijo Scott Howell.

Great news – the first Coronavirus patient to be admitted to the Royal Gwent Hospital's Intensive Care Unit was discharged home today!This video shows Scott Howell leaving his hospital ward earlier to be reunited with his wife and four children at home. Scott said: "The staff here saved my life – I was in a coma in intensive care and my heart stopped twice. It was unbelievably fantastic to be in the fresh air and to see my family today. The care I've received has allowed me to be a husband and father again and it's wonderful!"Intensive Care Consultant Dr Dave Hepburn said: "Scott was as ill as anybody can be, so to see him leaving hospital has been a massive lift for staff across the Health Board."All the hardship and pressure we are facing at the moment is all worth it when you see people like Scott get better and reunited with their families – it's the best gift we can receive."

Publicada por Aneurin Bevan University Health Board en Miércoles, 29 de abril de 2020

Aunque al Sr. Howell le esperan meses de arduo trabajo para recuperar la movilidad de sus brazos y piernas, se encuentra feliz de haber regresado a casa junto a su esposa e hijos. Tras semanas de agonía, ahora, Scott se siente como “uno de los afortunados en atravesar la oscuridad de esta enfermedad malvada».

Este caso es realmente impresionante y representa la esperanza para muchas familias que luchan contra la enfermedad, compártelo y demuéstrales que después de la tormenta sí sale el sol.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!