El alcalde rompe el confinamiento y se hace pasar por muerto para evitar ser detenido

Las autoridades deberían acatar las medidas de seguridad establecidas para proteger a todos los ciudadanos en la pandemia que COVID-19 que afecta al mundo.

Pero lamentablemente algunos vulneran la ley de la manera más descarada. Tal como lo hizo Jaime Rolando Urbina Torres, el alcalde de Tantará, en la región de Huancavelica en Perú.

El alcalde rompió la cuarentena para salir a divertirse con un grupo de amigos, cuando fueron vistos por agentes de la policía, él decidió hacerse pasar por muerto y así evadir la sanción que le impondrían.

Ante la intervención de la policía, el alcalde Urbina se introdujo en un ataúd para hacerse pasar por fallecido.

El pasado lunes, los agentes de la policía recibieron una alerta de la congregación de personas, así que se trasladaron al lugar para garantizar el cumplimiento de la ley de confinamiento.

Cuando llegaron, el alcalde se introdujo en el ataúd, y varios de sus amigos hicieron lo mismo.

Pensaron que esa sería la solución de que su delito quedara impune, pero los agentes policiales se percataron de la situación y los arrestaron a todos.

El alcalde Urbina Torres estaba ingiriendo bebidas alcohólicas con otros individuos que junto a él fueron trasladados a una comisaría cercana.

Los ciudadanos de Tantará habían expresado en otras oportunidades su indignación ante ciertos comportamientos del alcalde.

El pasado 09 de mayo, el alcalde fue obligado a acudir a una reunión comunal en la Plaza de Armas porque reclamaban su atención ante la emergencia sanitaria. Fue acusado de permanecer solamente 8 días en la localidad que gobierna del total de 54 días que tenían en cuarentena.

Ante esta acusación, él alegó que solamente salía a hacer diligencias y que no había abandonado el lugar tanto tiempo.

Aunque Perú fue el primer país de América Latina en decretar la cuarentena cuando había 71 casos registrados, el coronavirus se propagó después de diez semanas de confinamiento.

Hasta el momento se han registrado 104 mil casos de pacientes infectados de COVID-19 y 321 mil fallecidos. Se han convertido en una de las naciones más afectadas.

Los ciudadanos señalan las deficiencias en el sistema sanitario que ha quedado colapsado y la precariedad que obliga a muchas familias a salir para buscar la forma de satisfacer sus necesidades básicas. La pandemia no solamente ha generado una crisis sanitaria sin precedentes, también ha afectado gravemente la economía.

La población más vulnerable pide al gobierno ayuda para solventar la situación mientras recuperan la oportunidad de trabajar y tener un ingreso.

La noticia del comportamiento negligente de este alcalde genera el rechazo de miles de personas que esperan que abandone su cargo para que los ciudadanos puedan contar con la gestión de alguien que vele por su bienestar. Compártela.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!