Un policía detiene a 2 mujeres en Estados Unidos porque las escuchó hablando español

En todo el mundo existen leyes migratorias. En algunos lugares son más estrictas que en otros, pero sin duda todos cuentan con ellas. Si bien algunos países están dispuestos a abrir sus puertas a muchos turistas, no lo están tanto a la hora en que estos visitantes quieren pasar a ser ciudadanos legales.

Así es en Estados Unidos que durante el último año ha estado aumentado la vigilancia en este tipo casos, regresando personas indocumentadas a su país de origen, todo esto siguiendo sus leyes migratorias, pero uno de los últimos casos se ha vuelto viral ya que todavía se especula si siguió o no el procedimiento adecuado.

Mimi Hernández y Ana Suda salieron el miércoles 16 de mayo para realizar unas compras rápidas en una estación de servicio sin imaginarse que terminarían retenidas por un agente de la patrulla fronteriza por unos 35 minutos.

Las dos mujeres habían salido para comprar huevos y leche durante las primeras horas del día miércoles, mientras esperaban para pagar por los productos, ambas mujeres mantenían una conversación en español, y eso llamó la atención del oficial O’Neal, por lo que el agente decidió acercarse a las mujeres y pedir sus identificaciones.

Ana comentó que el agente se les acercó y les preguntó donde habían nacido, a lo que ella algo sorprendida respondió: “¿Hablas en serio?”. El agente respondió con un: “Sí, lo digo en serio” con voz autoritaria, según lo recuerda Suda.

Ella, todavía un poco impactada por toda la situación, preguntó si por lo menos podía pagar los productos primero, pero recibió por repuesta una negativa, más la petición de que mostrara su identificación.

VER TAMBIÉN:  ¿Tu esposa te vuelve loco? Quizá sea lo mejor para tu salud según este estudio reciente

Ana aceptó, mostró sus documentos, pero antes le dijo al oficial que quería buscar su teléfono móvil para poder guardar registro de la interacción.

Al preguntarle al oficial por qué estaban siendo detenidas, él respondió: “Señora, la razón por la que pedí su I.D. es porque vine y vi que ustedes estaban hablando español, lo que es muy desconocido aquí. Un estado predominantemente de habla inglesa”.

Ese comentario dejó incluso más sorprendidas a ambas mujeres, quienes le preguntaron al agente si era ilegal hablar español en el estado de Montana; cosa que el oficial negó. Sin embargo, Ana y Mimi fueron retenidas por un estimado de 35 a 40 minutos, según ellas recuerdan, después de haber entregado las identificaciones.

Ambas mujeres son ciudadanas estadounidenses, Ana Suda nacida en El Paso, Texas, pero criada en Ciudad Juárez, México; y Mimi Hernández nacida en California central. Ana ha comentado sobre el incidente:

“Es vergonzoso, la gente te mira como si hubieras hecho algo mal”, además añadió que tomaría acciones legales al respecto, pues no justifica el haber sido detenidas por estar hablando español.

“Quiero que las personas sepan que tienen derecho a hablar el idioma que quieran, creo que esa es la parte más importante, ayudar a alguien más”, dijo Suda, que también agregó sentirse mal por la respuesta que tuvo su hija de 7 años al momento de ver el vídeo.

“¿Mamá, ya no podemos hablar español?”, fue la pregunta que le hizo la pequeña a lo que la madre respondió: “No. Tienes que estar orgullosa, eres inteligente, hablas dos idiomas”.

Daily Mail / Youtube

Por otro lado, la Patrulla Fronteriza emitió un comunicado asegurando que, a pesar de que la mayor parte del trabajo de un agente se encuentre en la frontera inmediata, ellos no están limitados a esta zona, y que sus agentes tienen autoridad policial por lo tienen la potestad para interrogar, considerar y tomar evidencia, así como realizar arrestos. De igual manera aseguraron que harían una revisión al caso.

¿Qué opinas de este casos? ¿Crees que el oficial actuó de manera adecuada y que era necesario detener a las mujeres por tanto tiempo?

Déjanos tus comentarios al respecto y comparte con tus amigos.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!