Un pastor le devuelve la vida a un hombre fallecido ante una multitud y causa un problema legal

Alph Lukau, pastor de los Ministerios Aleluya de la iglesia evangélica, hizo una dramatización en la que simuló que resucitaba a un hombre ante una gran multitud que miraba con asombro en una localidad africana cerca de Johannesburgo.

En un vídeo que se hizo viral, se puede ver cómo un hombre vestido de blanco yace acostado en el interior de un ataúd mientras muchas personas a su alrededor simulaban ser sus familiares.

Muchos espectadores se congregaron en el lugar para ver el acontecimiento que sería catalogado como un “milagro” de resurrección mientras sonaban canciones de alabanzas cristianas.

El pastor habló desde un micrófono para presentar a los presuntos familiares del hombre supuestamente fallecido identificado como Eliot y a su esposa, instó a todos a orar, a cantar y a alzar sus manos para después inclinarse sobre el hombre.

El pastor colocó sus brazos sobre el pecho del hombre y lo resucitó ante el asombro de los presentes.

Así fue como el hombre se sentó y representó al personaje tal como había ensayado, se sentó en el ataúd y lo ayudaron a salir, poco después fingió caminar con dificultades mirando a su alrededor.

Se mostraba sorprendido por haber sido objeto de un milagro de resurrección.

Probablemente el pastor pensó que todo había salido bien, pero su actuación terminaría en un problema legal.

La empresa de servicios funerarios sudafricana Kings and Queens contratada para escenificar el “milagro” lo demandará porque afectaron su imagen con la presunta resurrección de un hombre fallecido.

Aseguran que la escenificación realizada afecta su reputación, un representante de la empresa expresó a través de un comunicado: “Nos gustaría distanciarnos de la supuesta resurrección de un hombre fallecido hecha por el pastor del Ministerio Aleluya”.

“Se nos acercaron presuntos familiares del difunto, y nos informaron que habían tenido un problema con otro proveedor de servicios funerarios y que querían usar los nuestros.

A pesar de que fue suministrado el transporte, no se les ofreció ni el ataúd ni almacenamos al presunto cadáver en nuestro depósito. La empresa no procesó ningún documento.

Como proveedor de servicios funerarios, no ofrecemos este tipo de servicios sin documentación ni repatriamos cuerpos sin ningún documento”, reza el comunicado.

Finalizan diciendo que emprenderán acciones legales por el daño a su imagen.

A pesar de la polémica, el pastor insiste en que la resurrección fue producto de un verdadero milagro.

“Un milagro asombroso tuvo lugar en la Casa de Dios esta mañana. Un hombre fallecido volvió a la vida mientras la iglesia de Dios oraba”, dijo el líder religioso.

El pastor sudafricano ha sido catalogado como un estafador en las redes sociales después de que el vídeo se hiciera viral. No es la primera vez que protagoniza escenas de sus presuntos milagros, en la sala de un hospital presuntamente sanó a los pacientes.

BBC / ghgossip

Comparte este insólito caso que sigue causando revuelo y polémica en las redes.