Un humilde vendedor de helados es interceptado por un youtuber que lo deja desconcertado

Muchas personas no han tenido una vida fácil, teniendo que olvidarse de los juegos y obsequios de la infancia para encontrar un empleo con el cual ayudar a su familia. Pero todo esfuerzo tiene una recompensa y esta llega cuando menos se espera.

Tal como le sucedió a un humilde vendedor de helados mexicano que, a sus 41 años de edad, vio realizado uno de sus sueños gracias al buen corazón de su youtuber preferido, mejor conocido como Coreano Vlogs, quien quería agradecer a sus seguidores el apoyo que le han ofrecido.

El Youtuber, cuyo verdadero nombre es Cristian Kim, decidió realizar un viaje por distintas zonas de México en su querido auto color verde al que llamó “Jalapeño”, debido a su peculiar forma y característico color. A su lado vivió muchísimas aventuras y percances; como quedar atrapado en la carretera e incluso ser capturado por la policía.

Después de todo lo vivido, Cristian decidió que el mejor destino posible para Jalapeño era quedar en manos de uno de sus seguidores, pero no se trataría de cualquiera, sino de aquel que lo siguiera en sus tres distintos canales de Youtube.

Mientras se encontraba disfrutando de las paradisíacas playas de Oaxaca, al sureste de México, Cristian preguntaba entre sus fans que se acercaban a él si estaban suscritos a sus tres canales, sin revelar el gran obsequio que daría a quien sí cumpliera con los requisitos.

Vivió muchas aventuras en su auto

Ninguno de los fans que Cristian conoció al iniciar con su sorteo secreto cumplían los requisitos, así que decidió tomar un descanso para comer y, después de ello, conoció a Don Fausto.

El youtuber quedó sorprendido al darse cuenta de que Don Fausto efectivamente era fan de su contenido en la plataforma de videos y se encontraba suscrito a sus tres diferentes canales: Coreano Inmuebles, Coreano Vlogs y Coreano al Volante.

Es un verdadero fan

De inmediato, Cristian agradeció a Don Fausto y le hizo saber que se había ganado un premio; para llevarlo frente a su obsequio le colocó un antifaz y condujo dentro de su vehículo hasta encontrarse frente al famoso Jalapeño.

Durante el trayecto, Don Fausto reveló a Cristian que desde los 11 años llegó a la Ciudad de México para trabajar y, posteriormente, viajó a Estados Unidos donde trabajó 9 años. Actualmente, es un feliz vendedor de helados y vive con su esposa, con quien pasa todos los fines de semana saliendo de paseo en transporte público, pues nunca ha tenido un automóvil propio.

Por eso, Don Fausto no pudo evitar sentirse conmovido cuando descubrió que el regalo que Cristian le tenía deparado era un automóvil tan especial.

«Nunca he tenido regalos tan así, nunca he tenido un automóvil“, comentó Don Fausto.

Cristian mostró el automóvil a Don Fausto, así como los trucos necesarios para conducirlo y, finalmente, le entregó los documentos que lo avalan como el nuevo propietario, bajo la única condición de nunca reemplazar el nombre Jalapeño del automóvil.

Don Fausto aprendió a conducir a Jalapeño como todo un experto inmediatamente y, sin duda, le esperan miles de aventuras con su familia en él.

¡Enhorabuena por este hombre trabajador!

Comparte esta emotiva historia con todos tus amigos y confía en que la vida recompensará todo tu esfuerzo y dedicación.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!