Tras 6 semanas de angustia las gemelas que sobrevivieron de milagro se encuentran con sus padres

En esta fecha festiva donde el amor, el perdón y el compartir familiar están a flor de piel, muchas personas no tienen la oportunidad de poder disfrutar con quienes más aman.

No podemos negar que si bien la realidad es diferente para cada quien, este año todos nos hemos sometido al distanciamiento social como resultado del COVID-19.

La madre se siente bendecida de poder pasar Navidad en casa con sus bebés.

Aunque muchos han perdido la guerra, otros aún siguen enfrentando la batalla y muchos salen victoriosos. Este es el caso de dos bebés gemelas que se cree que son las primeras en nacer con coronavirus en Gran Bretaña.

Sarah Curtis, la madre de las bebés, comenta que sus dos hijas recién nacidas son el mejor regalo que podría recibir.

Sarah es madre de cuatro niños.

Curtis se enteró que había dado positivo por el virus tan solo días antes de dar a luz, las bebés nacieron el 03 de julio pesando tan solo 1,600 kg, ambas dieron positivo para coronavirus.

Desde entonces, los padres comenzaron a vivir una amarga experiencia llena de incertidumbre bajo un contexto poco alentador.

Las bebés fueron llamadas Kenna y Lissa.

Las gemelas pasaron seis semanas en el Hospital West Cumberland, finalmente fueron dadas de alta y pasarán Navidad con los seres que más las aman.

Actualmente tienen cinco meses y son los bebés más hermosos y saludables que hayas visto, afortunadamente, pasarán su primera Navidad en casa. Al respecto la feliz madre comentó:

“Realmente tenía tanto miedo de perderlos; era tan aterrador y paralizante. Podría haberlos perdido, podría haber muerto allí en el hospital, pero ahora estamos aquí esperando celebrar Navidad juntos como familia. Cuento todos los días las bendiciones de haberlos recibido. Me llenan de tanta alegría y nunca me canso de cada sonrisa. Solo agradezco por ellas.”

La madre también destacó que está muy agradecida no solo por tener sus bebés en casa sino porque no ha perdido a nadie por COVID-19 y todos están sanos.

Sin duda, para ella, el mejor regalo es estar con su familia y sus hijos, más aún después que los gemelos lograran superar una afección prenatal en la que no compartían el suministro de sangre de la placenta.

Los padres no pueden estar más felices de tener a sus bebés en casa.

Con esta afección era probable que uno de los gemelos muriera, afortunadamente, no sucedió y ambas están en casa sanas y salvas. Sarah dijo:

Fue un milagro que ambas gemelas sobrevivieran. La última semana en el hospital se sintió como una sentencia de prisión.

Pero afortunadamente, el personal fue simplemente brillante. Sin ellos, no sé si estaría aquí hoy, y no sé si tendría a mis dos hermosas bebés.”

Estamos felices de que estos padres puedan disfrutar esta fecha festiva al lado de sus angelitos. Seguro que tienen mucho por celebrar, pero sobre todo agradecer.

El mejor regalo para Navidad es que podamos disfrutar en familia y con total responsabilidad. No nos descuidemos que aún estamos enfrentando una gran batalla. Si te cuidas, cuidas a los que amas. ¡Comparte!

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!