Un soldado caído le deja una emotiva carta a su devastada esposa – “Sé lo fuerte que eres”

Todd Weaver perdió su vida a los 26 años, mientras estaba de servicio en Afganistán. En el 2010, sus sueños se truncaron cuando un dispositivo de explosivo improvisado (IED) lo sorprendió y falleció en el acto.

Su nombre es recordado como uno de los héroes estadounidenses caídos en la guerra. Pero además, este hombre tenía una dulce familia: su esposa Emma y su pequeña Kiley, a quien no pudo ver crecer.

La historia de este soldado de Hampton, Virginia, es realmente conmovedor pues aunque su fallecimiento cayó por sorpresa a sus familiares, él parece haber estado preparado para ese momento.

En sus actos fúnebres no se llevaron flores, sino que Todd había pedido a Emma que los asistentes al funeral invirtieran el dinero de las flores en donativos para el fondo de ayuda de los niños de soldados caídos. De este modo se hizo, en respeto a su petición.

Pero no sólo esto fue una señal de lo preparado que Todd estaba para el momento de su muerte, sino que a Emma se le hizo entrega del ordenador personal que su esposo tuvo durante sus meses de despliegue en Afganistán, allí la mujer encontraría dos documentos que cambiarían su vida.

En honor a la memoria de este soldado, y con el permiso de su familia se han compartido de forma fiel las cartas escritas por Todd.

“Estoy cuidándote ahora mismo”

Querida Emma:

Bueno, si estás leyendo esto, supongo que no llegué a casa y, por lo tanto, no pude volver a recordarte cuánto te amo.

Te quiero mucho cariño y siempre te amaré. Aunque puede que no esté allí, siéntete cómoda porque estoy cuidándote ahora mismo.

No me he ido y siempre estaré contigo en espíritu. Sé que esto vez debe ser difícil para ti, pero también sé lo fuerte que eres.

Nunca olvides que Dios sabía lo que era mejor para nosotros incluso antes de que naciéramos. Encuentra el consuelo en eso. Esto sucedió por una razón. Aunque no lo creas ahora, algún día lo harás.

Quiero que sepas lo importante que eres para mí. No podría pedir una esposa más cariñosa, bella y amorosa. Los recuerdos que hemos compartido en los últimos años han sido los mejores de mi vida.

Aunque parezca que mi vida fue corta, viví una vida con la que la mayoría sólo puede soñar. Me casé con la mujer perfecta. Tengo una hermosa hija que me sorprende cada día.

Incluso tuve dos grandes perros, al menos la mayor parte del tiempo. No podría pedir nada más. Si te sientes triste, sólo recuerda los momentos que compartimos. Mira a nuestra hija y lo hermosa que es.

Sé fuerte por ella. Recuérdele sobre su papá y dile que la amaba más que a nada en el mundo. Su nacimiento fue el mejor día de mi vida y ella fue lo mejor que me pasó. Su sonrisa y su risa representan todo lo que es bueno y hermoso en este mundo.

Dile que papá ahora está en el cielo y la vigilará y la protegerá cada minuto de cada día. Te amo Emma pero nunca tengas miedo de hacer lo que necesitas hacer para ser feliz. Es tan importante que continúes encontrando la felicidad en tu vida. Aunque puedes pensar que esto es imposible en este momento, ten fe.

Se acercan tiempos mucho mejores. Kiley y tú tienen una vida maravillosa por delante y estoy muy feliz de haber compartido algo con ustedes.

Te quiero.

tu amoroso esposo,

Todd.

El segundo documento que Emma encontró en el ordenador de su esposo eran unas líneas especialmente dedicadas a su pequeña hija Kiley, quien en ese momento sólo tenía 11 meses de vida.

Querida Kiley, mi amorcito:

Aunque no me recuerdes, quiero que sepas cuánto te ama tu papá.

Me fui a Afganistán cuando tenías 9 meses. Dejarte fue lo más difícil que he tenido que hacer. Eres muy especial para mí, cariño, eres un verdadero regalo de Dios. El mejor día de mi vida fue el día en que naciste. Cada vez que te vi sonreír, mi corazón se derretía.

Mi vida no estaba completa hasta que naciste. Lamento tanto que no podré verte crecer. Pero recuerda, tu papá no se ha ido. Estoy en el cielo ahora sonriéndote todos los días. Eres muy afortunada de tener una Mamá tan maravillosa que te cuide. Asegúrate de ser buena con ella y ayúdala siempre que puedas.

Recuerda siempre orar en la noche y agradece por todas las bendiciones. Nunca olvides lo importante y especial que eres para tanta gente. Te queremos un montón. Cuando seas mayor y comiences la escuela, haz lo mejor que puedas y trata de aprender todo lo que puedas sobre el mundo en el que vives.

Siempre sea amable y cariñosa con los demás y descubrirás que el mundo es bueno contigo. Pero cuando las cosas no van a tu manera, nunca olvides que Dios sabe lo que es mejor para ti y que todo saldrá bien al final.

Tienes un futuro tan brillante y hermoso por delante. Que te diviertas. Disfrútalo. Y recuerda, tu papá siempre estará orgulloso de ti y siempre te amará. Tú eres y siempre serás mi amor.

Con mucho amor,

tu papi.

Aunque su partida fue una verdadera tragedia, las palabras de este hombre trajeron paz a su esposa. Por ese motivo, a pesar de ser cartas privadas, Emma decidió compartirlas a través de un blog personal. Ambas cartas fueron publicadas por la mujer en su casa.

“Aunque son cartas privadas, he pensado mucho sobre lo importantes que son y la importancia de compartir la profundidad de la sabiduría que Todd tenía por tener 26 años de edad en el momento de su muerte”, explicó Emma.

Las cartas de este hombre son realmente emotivas, muestran una forma diferente de asumir la partida de este mundo y dejan al descubierto el increíble corazón que tenía este soldado. Esperamos su familia se haya recuperado del duelo y que su acción sirva de experiencia a otras personas que deciden despedirse de sus seres amados por anticipado.

Comparte esta hermosa historia. Las letras escritas por Tood realmente arrugan el corazón de cualquier persona ¡Descansa en paz, héroe!

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!