Se hace una prueba de ADN para encontrar a su padre biológico y descubre a 3 hijas

El protagonista de este caso es Ted Wood, un hombre de 50 años que siempre supo que era adoptado, así que decidió someterse a un estudio genético a través de Ancestry para encontrar a su familia biológica.

Pero terminó haciendo un hallazgo increíble, Ancestry es una empresa encargada de localizar a personas con ADN similar, durante la investigación realizada con los resultados de Ted comprobaron que tiene al menos tres hijas más.

Ted vive en Sacramento, la capital de California en Estados Unidos es abogado, está casado y tiene tres hijos.

En 1990 conoció a su madre biológica, era una estudiante de secundaria cuando él nació, y lo dio en adopción. Su padre había desaparecido, solo sabía que se llamaba Linwood Gray.

En 2013 se sometió a las pruebas en Ancestry y encontró a Melissa Daniels, de 27 años, quien resultó ser su hija, así como otras dos chicas más.

Cuando Ted era estudiante se registró como donante de esperma, era una donación anónima y no imaginó que las pruebas de ADN podrían revelar el vínculo y que ofrecían los resultados a los consumidores.

Había encontrado a parientes lejanos, hasta que finalmente en abril de 2018 tenía una correspondencia al respecto, pensó que se trataba de otro primo suyo.

Pero era Melissa Daniels, que contactó a su padre biológico en la plataforma de ADN Ancestry.

“Espero que te encuentres bien cuando recibas este mensaje. Mi nombre es Melissa, espero que no te moleste que te contacte. Quería agradecerte por haber donado. Mi papá se hizo una vasectomía después de su primer matrimonio, así que sin tu contribución mi mamá no hubiera podido tener su propia familia. Encontré otras dos hermanas en la página de 23andMe que también fueron concebidas gracias a ti. Dado que estás aquí, espero que estés abierto a la idea de que te contactemos”.

Ted no lo podía creer, le costó ponerse de pie después de haber leído el mensaje.

“Lo único en lo que podía pensar era en cómo le iba a decir esto a mi esposa”, relató.

En ese momento no recordaba que había sido donante de esperma, pero finalmente su memoria le trajo todo a la luz, y respondió el mensaje, contactó a la joven que vive en Arlington, Texas y tiene dos hijos.

A los catorce años, Melissa supo por su madre que su padre que había fallecido cuando ella tenía siete años no era su padre biológico, así que quiso encontrar la respuesta a tantas dudas que tenía sobre su concepción.

Como Ted era adoptado y luchaba por conocer la historia de su familia biológica, entendía perfectamente a Melissa.

Conversaron a través de mensajes, y en diciembre, cuando Melissa perdió a su madre por complicaciones de una parálisis cerebral sintió la necesidad de conocer en persona a Ted.

Así que planificaron un viaje y finalmente Ted se reunió con Melissa, Alexandra Cheshire y Hannah Maitland, sus hermanas.

Ted y su esposa Susan viajaron con sus hijos Ethan, de 14 años y Olivia de 7, se abrazaron y les dieron la bienvenida a sus hermanas, Olivia les regaló un dibujo que preparó para ellas.

En la investigación realizada con Ancestry, Ted no encontró datos sobre su padre biológico, pero con otro procedimiento logró encontrar una pista en el Departamento de Policía de Houston.

Mirror

Así fue como conoció el trágico desenlace de su padre, quien al terminar la universidad contrajo matrimonio con un hombre, tiempo después atentó contra su pareja y acabó con su vida.

A pesar de la decepción que le produjo conocer este resultado fatal dice que no se arrepiente de haber investigado porque gracias a eso pudo conocer a sus tres hijas. Comparte este impresionante caso.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!