8 señales para descubrir si tienes una “amiga” envidiosa, es peor que tener 10 enemigas

Por más que tengamos amistades aparentemente sólidas de toda una vida, en ocasiones nos podemos llevar grandes sorpresas, especialmente cuando la amistad se pone a prueba.

Puede pasar que en lugar de que nuestras amigas sean no sólo ese hombro donde llorar, sino también ese sostén para mejorar como personas, resulta que luego descubrimos que siempre hubo alguna segunda intención detrás, o bien se quisieron aprovechar de nosotros para algo.

Amigas de toda una vida pueden llegar a decepcionarnos más de lo que pensamos.

Eso se torna especialmente grave cuando descubrimos que esa actitud en nuestras amigas viene motivada por un sentimiento de envidia que estaba muy solapado, y que si no le prestamos la debida atención, podemos resultar lastimadas en lo más profundo.

Afortunadamente, habrá situaciones límite en la vida en las que podremos darnos cuenta quién es quién, y de qué clase de amigas nos estábamos rodeando. Pero eso no siempre sucede a tiempo, por lo que es conveniente que mejor antes que tarde descubramos qué tipo de personas son esas “supuestas amigas”.

En ocasiones podemos deducir equivocadamente que quien está a nuestro lado y escucha nuestros secretos se merece toda nuestra confianza y amistad, pero no siempre sabemos lo que realmente pasa por su corazón y su mente, y no pocas veces hay las que presas de la envidia, se convierten en nuestras peores enemigas sin que nos demos cuenta.

Expertos de la Universidad de Valencia y de la Universidad Jaume I de Castellón, han definido en un estudio a la envidia como la “consideración de algo con malicia o deseo de las posesiones de otro”.

De eso se desprenden 2 manifestaciones típicas del envidioso: 1) La tristeza máxima por aquello que tiene el otro y que uno carece, y 2) Ese afán desmedido de anhelar que aquello que tiene lo pierda, o alegrarse por sus fracasos.

Es por eso que bien dice el dicho popular: “Con esas amigas, para qué quieres enemigas”. Aquí te ofrecemos 8 señales para que puedas detectar si tu mejor amiga puede ser una “perfecta envidiosa”. Toma nota:

1. No guarda tus secretos.

2. No es honesta. Oculta la verdad a través de falsos halagos.

3. Habla mal de las personas que amas; OJO que también lo puede hacer de ti.

4. Te observa demasiado y te critica alegando que es una “crítica constructiva”.

5. Cada que adquieres algún tipo de reconocimiento se nota que no se alegra sinceramente y se aleja de ti.

6. Comienza a comportarse como tú, se compra tu misma ropa, se peina y se maquilla como tú.

7. Siente celos de cualquier persona que se te acerque, sobre todo si es una pareja sentimental u otra amistad.

8. Cuando tienes algún tipo de problema, en el fondo se alegra y realmente no permite que lo soluciones.

¿Pero por qué querrían hacer algo así esas que supuestamente son tus amigas? Un estudio de Craiova, Rumania, dice que actúan así porque hay algo de tu físico, o personalidad que ellas quisieran tener. Y lo hacen por alguna carencia que tuvieron en su niñez o en su adolescencia, que no les permitió asimilarlo.

Pero lo cierto es que en ocasiones la envidia puede alcanzar límites inospechados, y tarde o temprano terminaráns sacando lo peor de ellas.

Comparte esta noticia y mantente atenta para evitar a toda costa tener una amiga envidiosa, ¡puede ser peor que tener 10 enemigas!

¿Te gustó?
Etiquetas:

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!