Se somete a varias cirugías para parecer más joven tras casarse con su hijastro de 20 años

Marina Balmasheva es una polémica youtuber rusa, de 35 años. Aunque da mucho de qué hablar en su país, su fama no había trascendido las fronteras hasta que rompió su silencio revelando su mayor secreto: su relación amorosa con Vladimir, su hijastro de 20 años.

Acaba de dar a luz su primer hijo biológico, fruto de la relación con su hijastro

El complicado dilema familiar lo esclareció la propia youtuber en sus redes, relatando que su hijastro es fruto de la anterior unión entre su exmarido Alexey Shavyrin y otra mujer.

Después de que Alexey se divorciara de su primera esposa se casó con Marina, y adoptaron 5 niños en los 10 años que estuvieron juntos. Entre ellos, llegó al hogar Vladimir, que dejó de vivir con su madre para convertirse en el hijastro de Marina.

Vladimir llegó a la vida de Marina con 7 años, cuando ella tenía 22

Su relato parece verdaderamente sacado de una película. Pero es tan real como el casi medio millón de seguidores que acumula sólo en Instagram, muy ávidos de conocer su curiosa historia de amor.

La bomba se desató en las redes cuando salió a la luz que Mariana se divorciaría de Alexey, y no sólo eso, sino que estando todavía casada ya tenía un romance con Vladimir y que ahora serían padres.

Sus seguidores más fieles no tardaron en felicitarla por su valentía y su maternidad. Sin embargo, muchos más no pueden creer en semejante aberración acusándola de «inmoral» y «pervertida».

«Nunca se sabe cómo será la vida y cuándo conocerás a una persona que te haga sonreír», escribió Marina junto a una imagen que le ha costado miles de críticas.

«Sé que algunos nos juzgarán, otros nos apoyarán, pero estamos contentos», agregó Marina en un comentario dedicado a su amor, Vladimir.

Pero a pesar de todas las críticas, Marina defiende que está muy enamorada de Vladimir y que la mayor prueba de que lo que siente es verdadero, es el único bebé en común que tienen los dos. Además, juntos están criando a tres de los hermanos de Vladimir, que también son sus hijastros.

Ahora viven en un feliz hogar con 4 hijos

Y aunque todo esto parece un disparate de alto nivel, eso no es todo. Quienes siguen a Marina en sus redes, saben de su polémico cambio de imagen, en su viaje de la obesidad a adquirir el cuerpo y la cara perfectos, como para estar a la altura de un hombre 15 años menor que ella.

Ella reveló haberse hecho varias cirugías plásticas para parecer más joven, que incluyen: inyecciones de bótox, estiramiento facial, una flexión de cuello y una blefaroplastia (operación para corregir las bolsas de los ojos y el exceso de piel en los párpados). De lo que se siente muy orgullosa.

Ha trascendido que su exmarido y ahora suegro, no tiene contacto para nada con ella, ni con su hijastro. Pero increíblemente, ya que ahora se enfrenta a una familia numerosa y un bebé que cuidar, recibirá todo el apoyo de su suegra (la madre biológica de Vladimir y exmujer de Alexey).

Déjanos saber qué opinas de lo lejos que puede llegar una mujer para conseguir la felicidad y el amor. ¿Pero dónde están los límites? ¡Comparte tu opinión con tus amigos!

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!