Se quita sus pantalones frente a un hombre sin hogar sin saber que alguien lo fotografiaba

Courrie Webster y su prometido, Johny, salieron a realizar algunas compras navideñas cuando se encontraron con algo que les rompió el corazón. Un hombre estaba sentado en las afueras de una estación de una gasolinera sin contar con nada más que con la compañía de su leal perrito.

Estaba haciendo mucho frío y lo primero que pensaron era que nadie merecía pasar la noche entera en la calle sin contar con la protección necesaria.

“Estábamos hablando sobre el frío que hacía y todo lo que queríamos era llegar a casa para disfrutar de un poco de calor”, dijo Courrie.

Johny no lo pensó dos veces y se acercó al hombre para ofrecerle su ayuda, hablaron durante un par de minutos. Se llamaba Vinnie y le explicó que no tenía pantalones porque una mujer se había ofrecido a lavarlos para que pudiese continuar con su ropa completamente limpia.

“Queríamos darle dinero para que comprara un poco de comida. De pronto vi que Johny se quitaba sus pantalones. Le dijo que no podía dormir en la calle sin abrigarse bien las piernas”, explicó Courrie.

También había recibido un plato de comida por parte de los empleados de la gasolinera y a pesar de la difícil situación que estaba viviendo, se sentía muy agradecido. Johny quedó conmovido con su historia y decidió quitarse sus pantalones para regalárselos.

“Desde que conozco a Johny siempre ha utilizado shorts bajo sus pantalones y nunca entendí la razón. Ahora sé que debía ser así porque un día sucedería algo como esto”, dijo Courrie.

El hombre quedó conmovido con el bonito y espontáneo gesto de Johny. Venía de enfrentar días realmente difíciles y un poco de abrigo extra lo ayudaría a resistir el frío, una vez que entregó sus pantalones, Johny quedó en shorts y regresó al auto con su prometida. Una familia que fue testigo de lo sucedido quedó conmovida hasta las lágrimas.

“Mi hija menor lo vio todo y empezó a llorar. Fue un acto muy bondadoso. Nunca vi a alguien llegar tan lejos para ayudar a los demás”, dijo Becky Haig, una mujer que se encontraba en la gasolinera.

La historia de Vinnie marcó a Johny así que decidió volver a casa para buscar más ropa y regalársela. Minutos después, él y Courrie regresaron con un par de abrigos y una manta para el perrito, pero no lograron encontrar al hombre. Siguieron conduciendo en los alrededores durante una hora para encontrarlo pero todo fue en vano.

Ellos no piensan darse por vencidos. Están hablando con varios vecinos del lugar para intentar dar con Vinnie y seguir ofreciéndole toda la ayuda que sea posible.

¿Qué opinas de este maravilloso gesto de ayuda? Compártelo para ayudar a crear conciencia y que todos brindemos un granito de arena para los más necesitados.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!