Se desploma en pleno partido de la Eurocopa y sus compañeros intentan reanimarlo alarmados

En el partido de la Europa celebrado este sábado en el Parken Stadium de Copenhague se vivieron momentos de pánico y horror cuando el jugador Christian Eriksen, de Dinamarca se desplomó durante el partido que disputaban contra Finlandia. El hecho ocurrió en el minuto 43 del primer tiempo del partido.

El capitán de la selección de fútbol, Christian Eriksen, se desplomó en el suelo sin haber recibido ningún golpe, de inmediato sus compañeros reaccionaron alarmados para socorrerlo.

Segundos después comenzaron a ofrecerle asistencia médica mientras sus compañeros rodeaban el área para obstaculizar la visibilidad del público y de los televidentes del partido que es transmitido en muchos países.

En el rostro de los jugadores que se pusieron alrededor de Christian y el personal médico haciendo una barrera para proteger su privacidad se notaba la angustia y la tristeza que estaban viviendo.

Las escenas causaron conmoción en todo el mundo, el público estaba consternado y muchas personas estallaron en llanto temiendo que el jugador tuviera un desenlace fatal.

Según información de la UEFA en Twitter, Christian fue trasladado al hospital y logró ser estabilizado.

Mientras que la Asociación de Fútbol de Dinamarca informó que el jugador de 29 años recuperó la consciencia y será sometido a exámenes médicos.

Después del incidente, el partido fue suspendido por “emergencia médica”, aunque a las 8:30 de la noche decidieron reanudarlo.

En la opinión pública se generó una ola de críticas por la reanudación del partido, y en diversos medios de comunicación aclararon que no fue una decisión de la UEFA sino una petición de los jugadores de ambos equipos.

Los jugadores de la selección de Dinamarca y de Finlandia después de conocer que Christian se encontraba estable, solicitaron que el juego continuara.

El jugador Mathias Jensen entró a la selección danesa para sustituir a Christian.

Cuando anunciaron que Christian se encontraba estable y consciente, el estadio se colmó de lágrimas de alegría y de alivio.

La gran mayoría de los aficionados permanecieron a la expectativa, muy preocupados esperando conocer noticias sobre el estado de salud del jugador.

Dinamarca y Finlandia forman parte del grupo B de la Eurocopa y este sábado disputaron el primer partido del torneo que comenzó el pasado viernes con un juego entre Italia y Turquía.

Afortunadamente, el jugador recuperó el conocimiento. Se espera conocer avances sobre su evolución en las próximas horas.