Sale a la luz la grabación de un grupo de monjas de clausura dejando a miles desconcertados

Hay una canción que, aunque fue lanzada en 2019, actualmente ha cobrado muchísimo auge en el mundo gracias a las redes sociales. Se trata del tema conocido como «Jerusalema», una canción espiritual que se basa en la religión que se practica en cada región.

Este ritmo alegre que se ha convertido en tendencia y que no ha dejado de sonar en las redes está inspirada en la creencia de que existe una Jerusalén de arriba, la celestial y una Jerusalén de abajo, la terrenal.

«Jerusalema» se ha convertido en una especie de himno de la esperanza en medio de esta pandemia contagiando alegría y sonrisas.

Es un tema que podría definirse como una mezcla de gospel y afrohouse compuesta por el Dj Master KG. A la melodía ya compuesta por Master KG, se le sumó la voz de la cantante Nomcebo Zikode.

Son muchas las personas que se han grabado bailando este ritmo, especialmente en los centros médicos.

Sin embargo, uno de los vídeos que más ha captado la atención en las redes con el #JerusalemaChallenge ha sido protagonizado por un grupo de monjas de clausura del monasterio de San Miguel de Trillos, en Trujillo, Cáceres.

En las imágenes vemos a las monjitas disfrutando de este ritmo con una gran sonrisa en sus rostros. El vídeo de estas monjitas de clausura es una ventana abierta al mundo que comparte el amor, la libertad, la fe que reina en el monasterio.

El entusiasmo de estas monjitas mientras bailan al ritmo de «Jerusalema» es una invitación a mantener la llama de la esperanza encendida sobre todo cuando atravesando momentos difíciles.

Este tema no conoce fronteras y se ha convertido en un grito de esperanza en los cinco continentes contra la pandemia.

Nadie quiere quedarse sin sentir esa alegría. Es imposible no escucharla sin sonreír.

Las monjas dominicas de Trujillo quisieron decir presente con su vídeo y tras varios ensayos finalmente lograron un encantador resultado en el que llevan un mensaje de amor y fe a todo el mundo. En este año tan difícil, afectado por la crisis sanitaria y económica

La letra de «Jerusalema» habla de Jerusalén como la ciudad soñada en la que estar en comunión con Dios, un canto a la vida que ha sido adoptado en las redes como un himno de alegría y optimismo.

Comparte este hermoso y alegre vídeo que lleva un mensaje esperanzador tal como dice la canción «Jerusalén es mi casa, sálvame y camina conmigo, no me dejes aquí».