Rescatan a la bebé de 8 meses que presuntamente fue robada en las afueras de un hospital

El pasado domingo 14 de abril una mujer se llevó a Nancy Tirzo Sánchez, de ocho meses, de los brazos de su madre en las afueras de la estación de la línea de Metro Hospital General de la Ciudad de México.

María Magdalena Sánchez, madre de la pequeña, acudió al hospital para hacerle una visita a su hermana que estaba ingresada acompañada por sus dos sobrinos de seis y quince años y Nancy.

Los menores no tenían autorizada la entrada al centro hospitalario y tuvieron que esperar en la calle cerca de la entrada del Metro Hospital General, en la colonia Doctores.

Según el joven de 15 años, había transcurrido media hora cuando la niña de seis años quiso ir al baño y una mujer le ofreció al adolescente quedarse a cargo de la bebé mientras él acompañaba a su hermana. El joven accedió a la oferta y relató que cuando regresó la mujer había escapado con su prima.

La grabación de las cámaras de seguridad muestra al adolescente conversando con la mujer que presuntamente se ofreció a cuidar a la bebé, se ve cómo esta le entrega dinero.

Después de hacerle la entrega ella se alejó y se marchó con la niña en brazos, lo que contradecía la versión del menor que alegó que había desaparecido sin que pudiera notarlo.

Ante la polémica que surgió por las contradicciones, él aseguró que el dinero que le entregó la mujer era para que pudieran comprar comida mientras esperaban que saliera su tía.

María Magdalena salió de la visita y encontró a sus sobrinos junto a agentes de la policía intentando dar con el paradero de Nancy. De inmediato la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México abrió una investigación activando la alerta Amber para encontrar a la pequeña y a su captora.

El domingo en la tarde las autoridades policiales difundieron el retrato hablado de la mujer que presuntamente había huido con la bebé. Gracias a una denuncia anónima, la policía logró ubicarla en el municipio de Nezahualcóyotl, del estado de México.

Según la información de los medios de comunicación locales la niña habría sido comprada por 3.000 pesos mexicanos, lo que equivale a 160 dólares y una cadena de oro.

El adolescente de 15 años, primo de la bebé, fue detenido y trasladado a la Fiscalía Central de Investigación para la Atención de Niños, Niñas y Adolescentes en la colonia Doctores.

Estela N., y su esposo Antonio N., de 36 años, confesaron ante las autoridades que habían recibido a la niña a cambio del dinero y la cadena de oro.

Quien acusó a la pareja fue el dueño del apartamento en el que viven alquilados, quien notó que tenían una bebé muy parecida a la de las fotografías que difundió la policía.

TM / Univisión

Así fue como la policía acudió al domicilio en el que se encontraba Nancy junto a la pareja.

La bebé fue trasladada al hospital para someterla a estudios y determinar si se encontraba en buen estado de salud. Afortunadamente este caso tuvo un buen desenlace en medio del dolor que siente la madre de Nancy por la traición de su sobrino, compártelo.