Pierde a su pareja por esterilizarse a los 30 años tras comprobar que no quería tener hijos

Generalmente cuando una pareja se casa recibe comentarios de sus familiares ejerciendo presión para que se conviertan en padres. Al parecer, para cumplir con los estereotipos establecidos por la sociedad es necesario formar una familia al poco tiempo de haber contraído matrimonio.

Pero algunas parejas se rehúsan a cumplir esa premisa, recientemente se hizo viral el testimonio de una joven que tomó la decisión de no tener hijos, aunque le costó perder su matrimonio.

Francy Uribe, colombiana, creció en una familia con tendencias machistas, en su casa vio cómo su madre se limitaba a las labores del hogar mientras su padre era la figura de autoridad y el “hombre de la casa”.

Ella se negó a copiar ese patrón, y cuando cumplió 16 años se marchó del pueblo en el que vivía para independizarse. Sus padres no la ayudaron económicamente, pero ella vendió accesorios para poder mantenerse y pagar sus estudios universitarios hasta que se graduó de Licenciada en Comunicación Social.

Durante su etapa de estudiante encontró el amor, y quedó embarazada, confesó que sin dudarlo interrumpió el embarazo.

Después de graduarse se mudó a Bogotá, estaba creciendo profesionalmente y cuando tenía oportunidad se dedicaba a viajar. Con el paso de los años sus amigas cercanas contraían matrimonio y ella permanecía sola.

Hasta que finalmente encontró a su alma gemela, se casaron y se mudaron juntos a Chile, pero antes expresó a su pareja: “Bueno, usted sabe que yo no quiero tener hijos, así que antes de que nos vayamos me voy a operar para no tenerlos”.

A pesar de que él había aceptado la condición se arrepintió, y quería formar una familia, viajó a Francia y cuando regresó terminaron la relación.

Desde entonces han transcurrido seis meses, y Francy asegura a pesar de que su deseo de no convertirse en madre le costara perder al amor de su vida no se arrepiente.

“Me miro al espejo y me siento bella, llena de energía, sexy, sobre todo feliz de saber que las mujeres tenemos diversas formas de ser y estar en el mundo y que fui capaz de escoger y mantenerme en una de esas opciones.

Me encanta decir con toda la fuerza de mi corazón que no quiero hijos y que me operé para no tenerlos para frenar a aquellos que dicen que el instinto materno se me va a despertar.

Me encanta ser la tía loca que mis sobrinos llaman y escriben para conocer de sus aventuras. Pero ojo, también me caen bien las mujeres que decidieron tener hijos, admiro su valentía y para ellas tengo mi admiración y respeto total porque también tomaron una opción de vida”, dijo la joven.

Su mensaje ha causado polémica en las redes, muchos usuarios cuestionan que haya querido someterse a una operación para esterilizarse a tan temprana edad sin temor a arrepentirse.

“No somos nadie para decir qué está bien o está mal, lo cierto es que me atreví, y estoy feliz con eso. En mi opinión, es lo único que importa”, concluyó Francy alegando que cerró la fábrica de bebés antes de haberla estrenado.

Facebook

Comparte su testimonio y déjanos conocer qué opinas respecto a este caso que ha dado tanto de qué hablar.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!