Jamás pensaron que perderían la custodia de sus hijos por sus “bromas pesadas” en YouTube

Esta historia ha conmocionado al mundo, se trata de unos padres que perdieron la custodia de sus hijos por publicar videos en un canal de YouTube en los que hacían “bromas pesadas” a sus hijos.

Esos videos desataron una ola de rechazo ante miles de usuarios que condenaron las bromas como maltratos y agresiones a los niños utilizándolos para obtener fama y beneficios económicos.

El canal de YouTube llamado “DaddyOFive” publicaba los videos en los que hacían sufrir a sus hijos desde su residencia en Baltimore, Maryland, Estados Unidos. La pareja formada por Mike y Heather Martin tienen cinco hijos entre 10 y 17 años.
Perdieron la custodia de dos de ellos al humillarlos con frecuencia en su canal de YouTube donde tenían más de 700.000 seguidores.

Al final de esos videos de “bromas” los pequeños terminaban llorando y autolesionándose de impotencia y rabia tras la indignación que les hacían sentir.

Mientras eso sucedía los padres grababan la situación riéndose de ellos ¡Es increíble!
Incluso los padres promovían actos violentos entre sus hijos, incitándoles a golpearse entre ellos, en algunos casos se escuchaba decirles:

“Pégale, ella no es una mujer, es tu hermana y no cuenta”.

Fue tanta la conmoción que los padres se vieron obligados a publicar un video explicativo donde se ven afectados por el escándalo.


“Todo comenzó siendo una diversión y entretenimiento para la familia y ha adquirido vida propia. Después de reflexionar nos dimos cuenta de que cometimos errores que causaron dolor a nuestra familia.

Así que ofrecemos nuestras disculpas más humildes y sinceras y a todos los que se hayan sentido ofendidos. Nuestros hijos están a salvo y fuera de las cámaras son niños normales y felices”.

VER TAMBIÉN:  Remodelaba su casa y halló un pasadizo que llevaba directo a un lugar mágico

Después de este gesto, la pareja decidió borrar los videos de su canal y solamente han dejado ese en el que ellos aparecen llorando en lugar de sus hijos.
Los padres alegaron que para sus hijos era “divertido” ver cuántas reproducciones tenían en YouTube. Claro, probablemente los niños se interesaban por la afición de sus padres para obtener su atención.

Pero lo que en realidad sucedía era que Cody, el niño más humillado en los videos gritaba que no quería ser grabado e incluso amenazaba con quitarse la vida.

Aunque algunas personas dudaban sobre la conducta de los niños, porque en otro video Cody expresaba felicidad y negaba sentir dolor por las bromas de los videos.
Rose Hall es la madre biológica de Cody, y se encargó de la custodia de emergencia de los niños tras denunciar los videos de YouTube. Ella era la pareja anterior de Mike Martin.

Ella hizo la denuncia a las autoridades pero como vive en Carolina del Norte solamente lo remitieron a Maryland, mientras tanto conocidos youtubers como Phipil DeFranco de 5,3 millones de suscriptores. Gracias a eso el Servicio de Protección Infantil abrió la investigación.

telegraph

Es lamentable que los menores hayan tenido que pagar las consecuencias de los actos de sus padres, que aunque haya sido una actuación como algunos dicen, generó trastornos en los pequeños.

La inteligencia emocional de los niños no les permite comprender por qué sus padres los humillaban y en lugar de motivarlos a ser unidos y respetarse con su ejemplo promovían actos de violencia.

Desde cualquier perspectiva lo que hicieron fue un severo maltrato y humillación contra sus hijos.

VER TAMBIÉN:  Matthew y Marshall fueron abandonados por sus padres pero una enfermera cambió su destino

La parte buena en medio de esta historia, es que se pudo dar a conocer el caso ante las autoridades y ahora los niños estarán bajo el cuidado de personas que sí velan por su bienestar emocional. ¡Compártelo con tus amigos!

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!