“No es fácil ser piloto” – Un capitán rompe en llanto emocionando a todos los tripulantes

Sun Hongwei, capitán de China Airlines, no pudo contener las lágrimas en un aeropuerto de Kunming el pasado 6 de junio después de aterrizar de su último vuelo.

Él trabajó como piloto durante 43 años, ha pilotado 6.236 vuelos y ha registrado 24.607 horas en el aire desde 1976. Ha volado lo suficiente como para rodear el ecuador 426 veces.

Cuando terminó el último turno del piloto de 61 años rompió en llanto, comenzó su carrera a los 18 años y desde entonces se dedicó a lo que realmente le apasionaba.

La línea aérea para la que trabajó durante décadas quiso rendirle un emotivo homenaje que ha conmovido a miles de usuarios en las redes. En las imágenes se ve cómo el señor Sun se despide de los viajeros que están fuera de la cabina.

Al bajarse de la aeronave fue recibido por un grupo de colegas que organizó una ceremonia para despedirse y agradecerle por el tiempo compartido.

El hecho sucedió en el Aeropuerto Internacional de Kunming Changshui en la ciudad de Hunming, al sur de China, después de que piloteara el vuelo nacional MU5844 desde la ciudad de Chengdu.

Antes de emprender el vuelo que tenía una duración de 90 minutos, él pronunció un emotivo discurso a los pasajeros.

“Señoras y señores, les habla su capitán. Hoy estoy volando mi último vuelo antes de jubilarme. Siento mucha responsabilidad. La seguridad de los pasajeros es siempre lo más importante para mí.

Me encanta el cielo azul de mi país. Me encanta mi carrera de piloto. Ha sido un placer conocerlos a todos hoy. Me siento feliz de compartir este momento con ustedes.

Con toda seguridad, completaré bien mi último turno y me aseguraré de que tengan un viaje seguro y cómodo”, dijo el capitán.

El capitán Sun empezó su carrera como piloto militar al noreste de China, fue entrenado en la Escuela de vuelo de la provincia de Liaoing en 1976 cuando cumplió 18 años.

Fue reclutado por el Ejército Popular de Liberación de China seis meses después. Prestó sus servicios en el ejército durante 23 años, se desempeñó en un alto cargo en el Estado mayor cuando se retiró en 1996.

Después, Sun fue asignado para trabajar para Yunnan Airlines, posteriormente fue parte del equipo de China Eastern Airlines, se convirtió en capitán y luego en instructor para entrenar a pilotos recién reclutados.

En 2012, la línea aérea le otorgó el título de capitán de cinco estrellas.

El capitán Sun les decía a sus alumnos: “No es fácil ser piloto. Se viaja por todo el país o incluso por todo el mundo, pero para ser un piloto calificado, primero hay que ser capaz de soportar la soledad”.

Sus exalumnos, sus compañeros y miles de personas se han manifestado con demostraciones de cariño hacia el piloto que se despide de su actividad favorita a la que dedicó tantos años de su vida. Comparte este emotivo momento.

¿Te gustó?
Etiquetas:

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!