Esta sencilla mascarilla casera te ayudará a eliminar los horribles puntos negros de tu rostro

Es normal que todos busquemos la forma de lucir mejor, así sea tratando las pequeñas cosas que atormentan nuestra percepción de la “belleza”, detalles que sin duda tienen solución.

Una de las cosas más molestas son los puntos negros, que son aquellas obstrucciones en los poros de nuestro rostro. Ellos tienden parecerse a las espinillas y generalmente se encuentran en la zona T del rostro.

Lamentablemente, puede haber momentos en que los puntos negros invaden todo tu rostro y resulta bastante desagradable porque hace lucir una piel sucia y poco saludable.

Por suerte, hay una forma sencilla para deshacernos de los irritantes puntos negros con una mascarilla fácil de hacer desde la comodidad de tu hogar, librándote de los productos que hay en el mercado que suelen ser muy agresivos con tu piel y bastante costosos.

El primer paso es tener tu rostro recién lavado, preferiblemente con agua tibia para dilatar los poros. Después, tomas dos cucharadas de leche y una cucharada de gelatina sin sabor, ingrediente que todos generalmente tenemos en nuestra cocina.

Debes mezclar las dos cucharadas de leche líquida con la de gelatina sin sabor hasta tener una mezcla homogénea. Debes calentar la sustancia en un microondas por tan solo diez minutos y ya estarás a solo minutos de tener un cutis perfecto.

Ahora, es momento de aplicar la mezcla en tu rostro, intenta hacerlo lo más rápido posible. Utilizar una brocha ayuda a distribuir de mejor manera la mascarilla por toda tu cara. Haz énfasis en tu nariz, barbilla y frente (zona T), que suelen ser las partes más afectadas por los puntos negros.

VER TAMBIÉN:  A este perrito todos los veían como un "monstruo" pero un veterinario sí le dio una oportunidad

Después de aplicarla en tu rostro, debes esperar unos 15 minutos con la mascarilla, puedes relajarte durante ese tiempo. Cuando ya pasen los 15 minutos y sientas que la mascarilla está seca por completo, viene la parte más deseada, quitarla. Debes hacerlo con precaución y desde las partes más externas de tu rostro al centro.

Al final, verás todos los horrendos puntos negros adheridos a la mascarilla y tu rostro libre de cualquier suciedad. ¡Lucirás una piel estupenda!

Es necesario que laves con un gel limpiador y apliques una crema humectante para que tu piel no quede lesionada, y ya estarás lista para disfrutar de un rostro hermoso y limpio.

Esta mascarilla trae muchos beneficios además de la eliminación de los puntos negros, mantendrá tu rostro hermoso por días al ayudar a regular el pH de tu cara, disminuir la producción de sebo y la acumulación de células muertas.

Si estás pasando por una invasión de puntos negros, no dudes en usar esta mascarilla y volver a tener un rostro limpio.

Wikipedia / Flickr

Tus amigos te agradecerán que compartas con ellos esta efectiva receta para tener un cutis hermoso y radiante.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!