Decidió publicar sus desgarradoras fotos para ayudar a salir adelante a quienes sufren lo mismo

La adicción a las drogas es una lacra de la que muchos hombres y mujeres resultan esclavos. Las cifras en Estados Unidos y en el mundo entero son alarmantes y mucho más los efectos que dejan en los familiares y las propias víctimas que la consumen.

Tal es el caso de Melissa Lee Matos, una mujer y madre de Virginia Occidental, que ha estado limpia durante un año y cinco meses, y ha decidido compartir toda su historia en las redes sociales. Su testimonio resulta estremecedor, por un lado; pero muy reconfortante, por otro, porque viene con un mensaje alentador para decirle al mundo que sí hay una esperanza para salir del túnel oscuro de las drogas.

En una de las imágenes se puede ver a Melissa desplomada contra la pared de un cuarto de baño, con marcas oscuras en su cara y sus ojos en blanco.

Esto era lo que parecía, diariamente, durante años. Esto es lo que tuvo que enfrentar mi marido. Esto es lo que mis hijas aprendieron a soportar, escribió.

Con profundo dolor, comenta que esas fotografías reflejan lo que su familia y amigos vieron, en las raras ocasiones que salió de casa. Confiesa que siempre estuvo enferma, sencillamente estaba muriendo en vida. “Estaba tan lejos que pensé que nunca podría recuperarme”, afirma.

Los principales efectos secundarios de la heroína son abscesos dolorosos y llagas en la piel, manchas oscuras en la cara y el cuerpo y la pérdida desmedida de peso.

Así es como una de las fotografías muestra a Melissa como una “zombie” cubierta de llagas.

“Estaba tan perdida que no podía imaginar una vida sin dejar de consumir heroína. Sólo quería morir. No me di cuenta que apenas estaba viva”.

Y ahora, un año y medio después, Lee Matos se está recuperando de la adicción y la limpieza de las drogas en su vida ya es un hecho.

VER TAMBIÉN:  Su familia la abandonó porque nació sin extremidades, pero 2 ángeles cambiaron su destino

Ha vuelto a publicar fotos recientes, en las que se la puede ver con un peso saludable, las costras y marcas oscuras ya desaparecidas y sonriendo, después de haber finalmente “encontrado la vida”.

Ella reveló en su mensaje en Facebook que quiere que su historia aliente a otros a buscar ayuda con la adicción a las drogas porque “demasiadas personas se están muriendo”.

Ella animó a sus lectores que compartan sus angustiosas fotos con cualquier persona que pueda necesitar un impulso hacia el final de su adicción:

Si eres actualmente un adicto activo, esta es mi súplica para ti: Mira estas fotos. Imágenes de una chica muerta. Una adicta a la aguja con un hábito tan feroz, que pasó días y noches en un coma auto inducido en el piso de su cuarto de baño.

Se refirió a sí misma como: “Una mujer que habría sido capaz de gastar cada céntimo en droga, hasta el punto de olvidar que tenía hijos que alimentar y cuidar, una chica que perdió todas las cosas que tuvo, una mujer que estaba tan enferma que pensó que nunca encontraría una salida, hasta que lo hizo”.

Y anima insistentemente en sus publicaciones a que si hay gente adicta que lee lo que ella escribe, que salga de esto.

Me morí más de una vez, ahora he encontrado la vida. Te lo prometo, hay ESPERANZA, hay recuperación, hay libertad y serenidad y tú eres digno de ella.

Lee Matos, además de ser tan valiente al compartir su testimonio con el mundo, animó a que la gente compartiera sus propias historias, creando una página de recuperación.

Pocas horas después de compartir la publicación, Melissa dijo que había recibido más de un centenar de mensajes y miles de comentarios de personas que luchaban contra la adicción. Aunque recibió varios mensajes de apoyo, también es cierto que hubo personas que reprocharon su equivocada decisión de haberse metido en el camino de las drogas.

VER TAMBIÉN:  Celebra su graduación en el hospital para no dejar solo a su pequeño hijo con Síndrome de Down

Ella respondió valientemente a sus críticas, escribiendo: “A la gente que decidió darme la espalda, menospreciarme y decirme que no merezco ser madre, aquí está mi mensaje para ti”:

Hace dos días, envié un mensaje de verdad, esperanza y recuperación, esperando que mi mensaje llegara hasta el alma más perdida. Ese mensaje se ha vuelto viral. Ha sido visto y compartido por más de un millón de personas. Por cada comentario de odio, he recibido cincuenta mensajes de apoyo y amor.

Melissa Lee Matos / Facebook / Daily Mail

Y continuaba en su respuesta: “Lo siento si mi historia te ha ofendido. Por favor, perdóname por no responder a tus mensajes y comentarios ignorantes, pero actualmente estoy extremadamente preocupada por difundir un mensaje y ayudar a los que los ha podido conmover”.

Lee Matos es solo una muestra de los millones de víctimas afectados por los efectos de la heroína, ya que es esta una epidemia mundial de la que muchos quedan limpios, sí; pero muchos más, se quedan en el camino, dejando profundas heridas y un vacío indescriptible entre sus familiares.

Comparte esta impresionante historia con tus amigos y ayuda a Melissa a difundir su mensaje de esperanza de que sí se puede salir del túnel oscuro de las drogas.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!