Se queda perpleja al descubrir gracias a las cámaras de seguridad lo que hizo un cartero en su casa

Leigh Ann Skoda se encontraba pasando por uno de los meses más difíciles tras la partida de su esposo. El hombre con el que había formado una hermosa familia fue diagnosticado con un agresivo cáncer y tras 7 meses de luchar contra la enfermedad falleció. Leigh no podía imaginar un mundo sin su esposo pero sacó todas sus fuerzas para ayudar a sus hijas y continuar dándoles la mejor vida posible.

El esposo de Leigh tenía 42 años de edad cuando perdió la vida.

Con el paso de los meses Leigh sintió la enorme falta que le hacía Adam para cada tarea de la casa. Comenzó a sentirse muy abrumada al tener todo el hogar sobre sus hombros y tuvo que aprender a hacer cosas de las que siempre se hacía cargo Adam como los arreglos del automóvil y de la casa. Un día, un empleado de FedEx llegó cuando ella buscaba alguna manera de poner aire en los neumáticos de su vehículo.

Leigh y su esposo tuvieron tres niñas.

A pesar de que la única tarea de Brian Scholl era asegurarse de que Leigh recibiera un paquete; no dudó en ofrecerle su ayuda.

Doorbell cameras don’t only catch people stealing packages. Our FedEx guy stopped and out of the kindness of his heart, scooped my sidewalks. I truly feel like we cross paths with people for reasons. Thank you Brian Scholl for just being you, and being one of the people who truly ‘get’ our situation! #kindessmattersBrian Scholl

Publiée par Leigh Anne Skoda sur Jeudi 7 mars 2019

Después de hablar unos minutos Brian comprendió que Leigh se había convertido en viuda recientemente y que estaba esforzándose al máximo por poder hacer las tareas que su esposo normalmente cumplía.

Leigh vive en el estado de Nebraska en Estados Unidos.

Brian se conmovió con su historia y no solo la ayudó a arreglar las llantas sino que le ofreció su ayuda para cualquier otro momento. Leigh se sintió muy agradecida con ese simple gesto, pero no podía imaginar que Brian volvería tan solo unos días después.

“Siento que hay personas que se cruzan en nuestro camino por alguna razón”.

Después de una fuerte nevada Leigh comenzó a tomar sus fuerzas para quitar la nieve de la entrada y poder salir, pero cuando salió de su casa quedó perpleja: alguien ya había paleado y se habían asegurado de que tuviera el camino completamente libre de nieve.

Sin entender lo que sucedía, Leigh acudió a su cámara de seguridad y descubrió atónita que Brian había regresado. El empleado de FedEx no tenía que llevar ningún paquete en esta ocasión, pero quiso ir a la casa de Leigh para  palear la nieve por ella.

“Gracias Brian Scholl por comprender nuestra situación”.

La reciente viuda quedó profundamente conmovida con este gran acto de bondad y decidió compartir el vídeo de Brian en las redes para agradecerle públicamente por su gran corazón.

Las cámaras de seguridad no solo graban a los ladrones. El chico de FedEx se detuvo en mi casa para limpiar la nieve”.

Celebramos este enorme gesto de bondad de Brian al acudir diligentemente a la casa de Leigh para ayudarla en estos momentos tan difíciles.

Comparte esta hermosa historia que ayudará a muchos a recobrar su fe en la humanidad.