«Le rogué que siguiera con vida» – Se despide del amor de su vida poco después de casarse

La vida no ha sido nada sencilla para Mike Herz. Desde que tenía apenas 12 años de edad tuvo que aprender lo devastador que es perder a alguien. Se encontraban con toda su familia de viaje por Sudáfrica cuando se vieron envueltos en un accidente automovilístico. Su madre y su hermano perdieron la vida.

Mike vive en la ciudad de Cheshire en Inglaterra.

Él y su padre lograron sobrevivir a duras penas y desde entonces tuvo que recorrer un largo camino para recuperarse de una experiencia tan dura. Años después conoció a Saima y su vida cambió para siempre. Desde la primera cita se llevaron de maravilla y él logró abrir su corazón nuevamente.

“Después de los primeros minutos de nuestra primera cita supe que quería estar con ella el resto de mi vida”.

Celebraron su boda por todo lo alto y estaban ansiosos por pasar una vida juntos y comenzar una familia.

Por desgracia, tan solo dos meses después de la boda, Saima comenzó a sentirse muy débil. Al principio pensó que se trataría de una simple gripe. Sus síntomas eran dolor de cabeza, fiebre y también se sentía algo desorientada.

“Dijeron que Saima era joven y saludable y que debería recuperarse rápido. Me aferré a esa esperanza pero no fue así”.

Decidió tomar una semana de reposo ya que el médico le dijo que era un virus y que necesitaba descanso. Mike permaneció a su lado y la cuidó en todo momento. Una semana después, Saima decidió que era hora de regresar a su trabajo y salió muy temprano. No podían imaginar que Saima ya nunca volvería a casa.

“Me senté junto a su cama para rogarle que siguiera con vida. Le dije lo mucho que la amaba”.

Una compañera de trabajo de Saima llamó a Mike. A duras penas podía caminar y nadie comprendía lo que estaba sucediendo. Su esposo dejó el trabajo de inmediato y la llevó a Emergencias.

Saima decía muchas cosas pero nada parecía tener sentido, estaba demasiado débil y a punto de desmayarse.

Saima padeció una encefalitis desencadenada por una infección viral que invadió su cerebro.

Después de 24 horas de exhaustivas pruebas y controles médicos, Saima fue ingresada en la Unidad de Cuidados Intensivos. Su cerebro se encontraba gravemente afectado y a duras penas podían moverla.

Los médicos le explicaron a Mike que no había esperanzas. Así que él se despidió de su esposa y todavía se encuentra recuperándose de su inesperada partida.

Mike creó la fundación Cycle para crear conciencia sobre la encefalitis y recaudar dinero para investigaciones.

Esperamos que la partida de Saima sirva para ayudar a crear conciencia y lograr identificar los síntomas mucho más temprano.

A pesar de todo lo que ha pasado, Mike, está dispuesto a seguir adelante para dejar en alto la memoria de Saima. Comparte su inspirador testimonio.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!