Las 7 recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud para prevenir el coronavirus

Ante la emergencia sanitaria que se ha producido por el coronavirus la Organización Mundial de la Salud que ha calificado el caso como una pandemia establece recomendaciones para la población.

El coronavirus, COVID-19, ha afectado principalmente a la población de China, pero se ha propagado por varios países.

La mayoría de las personas que lo contraen padecen una enfermedad leve de la que logran recuperarse, pero en algunos pacientes el coronavirus puede resultar letal. Sobre todo, en la población de riesgo: mayores de 60 años y con afecciones del sistema respiratorio o enfermedades crónicas.

Estas son las principales recomendaciones de la OMS para protegerse del coronavirus:

1.- Lavarse las manos con frecuencia

Es importante lavarse bien las manos con agua y jabón o con desinfectantes a base de alcohol. Esa acción podría matar el virus si está en sus manos.

2.- Adoptar medidas de higiene respiratoria

Al toser o estornudar hay que taparse la nariz y la boca con el codo flexionado o con un pañuelo desechable, después, se recomienda tirar de inmediato el pañuelo y lavarse las manos con agua y jabón o con un desinfectante a base de alcohol.

Así se evita la propagación de gérmenes y virus, en caso de estornudar o toser cubriéndose con las manos se puede contaminar objetos y personas.

3.- Mantener el distanciamiento social

Se recomienda mantener una distancia de un metro entre las demás personas, especialmente aquellas que presenten síntomas como tos, estornudos y fiebre.

Cuando alguien con una afección respiratoria como el coronavirus tose o estornuda esparce pequeñas gotas-partículas que contienen el virus, y en caso de estar demasiado cerca se puede inhalar.

4.- Evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca

Las manos tocan muchas superficies que podrían estar contaminadas con el virus. Al tocarse los ojos, la nariz o la boca con las manos contaminadas el virus se puede transferir al organismo.

5.- En caso de tener fiebre, tos y dificultad para respirar, solicite atención médica a tiempo

Es importante indicar a las autoridades de salud sus síntomas y si ha viajado a una zona en la que hay un alto número de infectados registrados. También si ha tenido contacto cercano con alguien que haya viajado desde China o algún país de Europa como Italia y España y tenga síntomas respiratorios.

Los síntomas como fiebre, tos y dificultad para respirar pueden estar causados por una infección respiratoria grave como el coronavirus.

6.- Mantenerse informado y seguir las recomendaciones de los profesionales de la salud

Toda la población debería informarse sobre las novedades que surgen sobre el COVID-19, seguir los consejos de su médico, de las autoridades sanitarias del país o de su empleador sobre el mecanismo para protegerse a sí mismo o a los demás.

Las autoridades nacionales y locales tendrán la información actualizada y fiable respecto a la propagación de COVID-19. Ellos serán los más indicados para establecer las medidas para que la población esté protegida.

Si ha estado en zonas en las que se ha propagado en virus o si ha sido visitado recientemente por alguien que ha estado en los lugares más afectados en los últimos 14 días debe seguir las recomendaciones citadas.

7.- En caso de presentar síntomas como dolor de cabeza y rinorrea leve, lo mejor es quedarse en casa hasta recuperarse.

Lo más importante es evitar el contacto con otras personas y las visitas a centros médicos para que estos funcionen eficientemente.

Si tiene fiebre, tos y dificultades para respirar, lo mejor es buscar rápidamente atención médica llamando con antelación a su centro de salud o al número de teléfono destinado para ese fin en su localidad.

De esta manera le dirán si es necesario que se traslade a un centro de salud y en ese caso a cuál debería dirigirse.

Además de las 7 recomendaciones citadas, la OMS responde a las dudas más frecuentes.

Recomiendan evitar dar la mano a las personas porque el virus puede transmitirse a través de las manos y el posterior contacto con los ojos, la nariz y la boca. Lo mejor es evitar el contacto físico al saludarse.

Respecto al uso de guantes de goma en lugares públicos, aseguran que no es una medida eficaz y que lavarse las manos con agua y jabón o desinfectante a base de alcohol aporta mayor protección.

“El hecho ‎de llevar guantes puestos no impide el contagio, ya que si uno se toca la cara ‎mientras los lleva, la contaminación pasa del guante a la cara y puede ‎causar la infección”, dice la página de la OMS.

Sobre el uso de mascarilla, lo recomiendan solo si se atiende a alguien que sospeche que padece el coronavirus o si presenta tos o estornudos.

Las mascarillas son efectivas si se combina su uso con el lavado frecuente de manos y, sobre todo, aprendiendo cómo usarla adecuadamente.

Antes de colocarla hay que lavarse las manos, al colocarla, es importante asegurarse de que no haya espacios entre su rostro y la máscara.

Además, hay que evitar tocar la mascarilla mientras se usa y lavarse las manos. Hay que reemplazar la mascarilla cuando esté húmeda y no reutilizar las que son para un solo uso.

Para quitársela hay que hacerlo por detrás sin tocar la parte delantera y desecharla de inmediato en un recipiente cerrado. Después, hay que lavarse las manos.

Los expertos recomiendan usar una mascarilla con respirador N95, tiene filtro, buen ajuste y no deja espacios para que entre el aire.

Las mascarillas quirúrgicas aportan muy poca protección en este sentido.

Es importante difundir esta útil información para ayudar garantizar el cumplimiento de las recomendaciones de los expertos ante la emergencia sanitaria que vivimos.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!