La reacción de 10 tiernos niños cuando ven llegar a su abuelo con un autobús escolar para ellos

Quienes somos padres sabemos que esto es algo que va mucho más allá de tener un hijo. Ser padre es reencontrarte con el niño que fuiste y revivir la inocencia y la pureza del ser humano.

Es apreciar lo que tus padres han hecho por ti, pero, ser abuelo, es uno de los privilegios más importantes que vive cualquier persona.

Llegar a esta etapa, evidencia la existencia de un compromiso directo con la formación y el cuidado de los nietos, después de haberlo hecho con los hijos. Es una dulce aventura que hace florecer nuevamente su alma.

Esta es la historia de Doug Hayes, un abuelo fuera de serie oriundo de la ciudad de Glastone, Oregon, Estados Unidos quien, junto a su esposa Amy Hayes decidió pasar más tiempo con sus diez nietos y, de paso, hacerles un extraordinario regalo de Navidad que jamás olvidarían.

Por eso, cuando la pareja supo de los problemas de los niños para tomar el transporte público cada día para llegar al colegio, Doug tuvo una idea genial.

Para sorprender a sus pequeños, se dedicó a buscar algún autobús escolar a la venta que estuviese en buenas condiciones y, al encontrar uno, lo compró y adecuó para llevar él mismo a sus nietos todos los días al colegio.

Así, ya no tendrían más excusas para no ir a clases y además, podrían pasar más tiempo de calidad con su amado pelotón de 10 niños. Todos ellos fuente de inagotables sonrisas y travesuras.

Cuando el armatoste amarillo estuvo reparado y listo, los Hayes se trasladaron en él hasta la casa de sus nietos el 22 de diciembre pasado y, al verlo entrar en la calle, Amara, Christian, Autun, Lily, Gabriel, Everett, Piper, Hero y Teddy comenzaron a saltar y dar gritos de emoción.

El hermoso momento quedó registrado en un vídeo que rápidamente se volvió viral en todas las redes sociales, por su autenticidad y la emoción que se desborda en los rostros emoción de los pequeños, quienes tienen entre los 2 y los 10 años de edad.

“Abuelo, abuelo, ¿tienes un autobús tú solo?”, le preguntó incrédulo Everett, de 6 añitos de edad a su abuelito.

Publiée par Amy Hayes sur Vendredi 20 décembre 2019

La verdad es que las imágenes muestran a los pequeños realmente felices y no pueden ocultar su asombro ante tan inesperado y hermoso regalo y ahora esperan con ansias el regreso a clases para saber qué opinarán sus amigos cuando los vean llegar a bordo del Grandfather Express, nombre con el que fue bautizada la nave amarilla.

“Tengo una sensación de orgullo y emoción. Pensé, ¿quién hace esto? Es una locura… Estamos muy entusiasmados con eso y es algo que esperamos que quede grabado en sus corazones’’, comentó el abuelo Haynes.

Publiée par Doug Hayes sur Lundi 14 août 2017

Sin lugar a dudas, así será, y estos abuelitos serán recordados eternamente por sus nietos, tras esta inigualable muestra de amor y entrega familiar porque, definitivamente ser abuelo es seguir siendo padre por duplicado, es creerse maestro y seguir aprendiendo más que nunca, es el amor que continúa viviendo en uno.

Comparte esta hermosa historia de amor filial con tus seres queridos y si los tienes aún con vida, disfruta cada día como si fuera el último de tus abuelos, quiérelos, cuídalos y respétalos porque sin ellos, no hubieses existido tú.