La policía persigue a un adolescente que fue visto con un anciana bajo torrenciales lluvias

Las personas por naturaleza tendemos a ser empáticas con otras al ver que están pasando por una situación difícil. Por eso, cuando alguien se encuentra en estado de indefensión tratamos de ayudarlo. Pero si un uniformado nos sigue después de haber hecho una buena acción, podríamos confundirnos al punto de dudar si en realidad no habremos hecho algo malo.

El joven sería uno de los más buscados por la policía


Esta situación le pasó a Tyrea Pryor, un adolescente de catorce años de Independence, Missouri. Cierto día, va con su madre Ebony a un establecimiento de venta de víveres, y de repente comienza a llover muy fuerte.

El joven mira en la distancia a una ancianita que va caminando lentamente bajo la lluvia, de inmediato el jovencito se acerca apresuradamente, se quita el abrigo que lleva puesto para cubrir a la adulta mayor que ya se estaba mojando. Y no la abandona hasta que la deja a buen resguardo.

Muy cerca del sitio se encontraba el oficial Joe Holt quien andaba por esos alrededores justo cuando iba por un poco de comida, y se dio cuenta de lo que hizo el joven para proteger a la solitaria anciana.

“Estaba lloviendo a cántaros, y de repente veo a este adolescente corriendo por el estacionamiento, quitándose el abrigo”, dijo el oficial Holt.

El oficial quedó conmovido por la buena acción del joven y se acercó al auto de donde salió, estaba conduciendo la madre quien al ver al uniformado acercarse a su vehículo se asustó, tal vez pensando cuál infracción habría cometido y no recordaba.

“Lo seguí a la camioneta y me acerqué a la conductora que era su madre. Le dije a este joven que estaba impresionado y que debería estar orgulloso. Su madre no tenía idea de lo que estaba sucediendo, porque pensó que había hecho algo mal ya que yo estaba en uniforme”, explicó el oficial.

Pero, se calmó pronto cuando se dio cuenta de que el funcionario no venía con intenciones de imponer sanciones. Todo lo contrario, se dirigió a la madre del amable adolescente y la elogió junto a su hijo por la hermosa acción que tuvo el joven con la ancianita.

Holt, quiso sentar un precedente en la comunidad, y que sirva como motivador para otras personas, así que publicó lo ocurrido en su cuenta de Facebook.

“Este chico me conmovió”, escribió en el oficial en su red social.

El oficial Holt estaba tan contento con lo ocurrido que se puso a la orden del chico para lo que necesitara y le dijo que la próxima vez que se encontrara con él lo invitaría a cenar.

“Chico, si me vuelves a ver en la calle, te debo una cena, y si alguna vez necesitas algo, vendré corriendo”, ofreció el feliz oficial.

Después que pasó todo esto, Holt dijo que quería reunirse con el adolescente. Esa solicitud se hizo realidad cuando un miembro de la familia vio la historia que ya era viral, y llamó al departamento de policía.

Disfrutaron una deliciosa cena en el restaurant Red Lobster, Holt, Tyrea y Ebony.¡Bravo por Tyrea. Te lo mereces!

Comparte esta aleccionadora y hermosa historia con todos tus amigos. Y acostumbrémonos a hacer por lo menos una buena obra al día. Si todos lo logramos, el mundo será cada vez mejor.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!