La policía alemana detuvo al sospechoso que amenazó con envenenar comida de niños

Existen personas con problemas psicológicos y emocionales reflejados en comportamientos agresivos contra los demás, en algunos casos atentan contra la vida de personas inocentes.

La voz de alerta de las autoridades sobre la amenaza de envenenamiento de comida en los comercios y supermercados realizada por un hombre que estaba solicitando a cambio 11,8 millones de dólares despertó la atención en la población.

Gracias a la colaboración de los ciudadanos fue posible la captura de un hombre de 55 años por parte de la policía alemana como posible responsable de este peligroso comportamiento.

Este hombre es considerado el sospechoso de haber envenenado comida para infantes y amenazar con llevar esta acción a gran escala.

La información que manejan las autoridades según un comunicado emitido por la fiscalía de Ravensburg y la policía de Constanza ha afirmado las sospechas sobre un hombre alemán de 55 años que fue detenido en horas de la noche el día de ayer como el autor de las amenazas de envenenamiento masivo.

La rápida acción del cuerpo policial y la colaboración de la población fueron los elementos claves que permitieron esta detención.

Tras difundir las imágenes captadas por las cámaras de seguridad de un supermercado se activó una alerta general en la población que cobró vida después de que las autoridades se tomaran muy en serio esta amenaza que fue realizada por correo electrónico a las cadenas de supermercados y droguerías.

Después de la primera quincena de septiembre algunas importantes cadenas de supermercados, entre ellas Lidl, Aldi, Norma, Rewe, así como las droguerías Rossmann y DM, organizaciones defensoras de los derechos del consumidor y la policía recibieron un correo electrónico donde el autor amenazaba con envenenar alimentos para bebés y otros alimentos en caso de no recibir la suma de 11,8 millones de dólares.

VER TAMBIÉN:  Insólito - La manera en la que esta joven perdió un dedo te pondrá la piel de gallina

Para confirmar que no se trataba de un juego, este individuo informó la ubicación de varios potes de comida para infantes contaminados en algunas tiendas de la ciudad de Friedrichshafen. La policía pudo recoger algunos potes con etilenglicol, una sustancia incolora y con un ligero toque de azúcar con consecuencias graves para la salud del ser humano.

Una vez que la policía incautó los alimentos bajo esta condición la advertencia a la población no se hizo esperar y solicitaron mucha precaución a la hora de comprar estos productos.

Recomendaron la revisión de los envases, ninguno debería tener signos de manipulación y al abrirlo este debería hacer sonido típico de un empacado al vacío. Las autoridades confirmaron que no había evidencia de algún caso de envenenamiento.

Dailymail

Esta situación realmente fue alarmante y los ciudadanos manifestaron su preocupación ante la incertidumbre de cuáles eran realmente los productos que contenían veneno.

Las autoridades localizaron a este hombre gracias a las pistas de las personas que tras ver el video circulado por la policía estuvieron muy atentas.

Afortunadamente no hay víctimas que lamentar y este hombre esta bajo la responsabilidad de la policía alemana. Comparte esta estremecedora noticia.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!