La madre que murió días después de dar a luz a su cuarto hijo salva la vida de 12 personas

Toda mujer embarazada espera ansiosamente el momento del nacimiento de su bebé, para poder celebrar con toda su familia. Pero en ocasiones la vida pone a prueba a las amorosas madres, quienes siempre buscan ayudar a los demás.

Kathleen Thorson sufrió una hemorragia intracerebral solo cinco días después de dar a luz a su cuarto hijo y esperaba que, al renunciar a sus órganos después de fallecer, su tragedia se convirtiera en la esperanza de vida de otra persona.

Ese deseo, aunque agridulce, se hizo realidad. Los médicos pudieron donar 12 de sus órganos a otros pacientes necesitados, incluidos su corazón y sus pulmones, después de que enfermó repentinamente a principios de enero, durante lo que debería haber sido uno de los momentos más felices de su vida.

Kathleen, de Medford, Oregón, dio a luz a su cuarto hijo, Teddy, el 29 de diciembre, según una campaña de GoFundMe creada para su esposo, Jesse Thorson, y sus hijos: Danny, Grace, James y el nuevo bebé.

Menos de una semana después del nacimiento de su hijo, Kathleen fue llevada de urgencia a la sala de emergencias de un hospital cuando sufrió una hemorragia intracerebral. A pesar de varias cirugías, los médicos no pudieron salvarla.

“La condición de Kathleen se deterioró hasta el punto de que ya no podía sobrevivir. Como era su deseo, estamos haciendo todo lo posible para que ella sea el milagro de vida de otros que necesitan donaciones de órganos.

No hay muchas palabras que decir, excepto que la amamos y la extrañaremos con cada respiro. A pesar de todas estas dificultades, su amor, su vida y su magia aún se sienten entre nosotros”, escribió Richard Stubbs, el organizador de la campaña de GoFundMe.

Después de su fallecimiento, se reveló que Kathleen llevaría esperanza a casi una docena de personas que esperan ansiosamente una donación de órganos.

“La enfermera le dijo a Jesse que las posibilidades de que alguien sea candidato a ser un donante de esta magnitud son menos de 1 en un millón. Pero cualquiera que conociera a Kathleen, podía esperarlo”, agregó Richard.

La historia de Kathleen conmovió a miles en las redes sociales, incluyendo a la actriz estadounidense Kristen Bell, quien tiene una marca de productos para bebés y decidió apoyar a la familia con un suministro de toallitas y pañales para un año.

La campaña en honor a Kathleen recaudó más de 130 mil dolares para los costos médicos, gastos funerarios y la compensación de los salarios de Jesse para que la familia Thorson pueda seguir adelante, superando con creces el objetivo original de $50,000.

Stubbs aclaró que el dinero extra recaudado se destinará a otro de los sueños de Kathleen: construir un jardín para sus hijos, en donde quería poder enseñarles su amor por la jardinería y vivir miles de aventuras juntos.

Aunque esta familia se ha quedado sin la amorosa Kathleen, su legado de compasión y entrega siempre prevalecerá en sus corazones y en todos los que conocieron su historia.

Comparte esta emotiva historia con todos tus amigos y fomentemos la donación de órganos, para dar vida a quien más lo necesita cuando ya no estemos.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!