Una mujer intenta abordar un vuelo con un bebé dentro de su equipaje de mano

Jennifer Erin Talbot, de 43 años, fue detenida por las autoridades policiales cuando intentaba sacar a un bebé recién nacido de Filipinas, lo escondió en su equipaje de mano para pasar por el control de seguridad antes de abordar.

Estaba a punto de abordar un vuelo desde Manila hasta Detroit cuando fue detenida por los funcionarios de inmigración filipinos en el aeropuerto Ninoy Aquino que percibieron una actitud extraña a través de las cámaras de seguridad.

La mujer escondió al bebé en su equipaje de mano, pero lo sacó con disimulo después de pasar el control de seguridad sin imaginar que ese gesto despertaría las sospechas de los funcionarios del terminal aéreo. La grabación de las cámaras alertó a las autoridades.

De acuerdo con la información suministrada por el departamento de Inmigración filipino ella declaró que el menor era su sobrino, pero no pudo comprobarlo porque no tenía ningún documento que lo identificara.

Grifton Medina, oficial de inmigración, comentó: “Realmente tenía la intención de esconder al bebé”.

Después de descubrir los planes de la mujer, la aerolínea alertó a la policía y detuvieron a la mujer estadounidense.

La policía de Filipinas la detuvo y está siendo investigada.

Jennifer presentó una declaración jurada de la presunta madre del bebé en la que la autorizaba a viajar a Estados Unidos con el menor, el documento no tenía firma.

Asimismo, los agentes de la policía comprobaron que no existía ningún registro de un permiso de viaje, la mujer fue arrestada y está bajo custodia policial.

El bebé permanece bajo los cuidados del área de bienestar social de Filipinas.

Hasta el momento no se ha podido conocer el paradero de los padres del niño, que también podrían ser acusados por infringir las leyes de protección de menores.

El caso ha causado revuelo en la opinión pública, a muchos les parece insólito que la mujer haya podido pasar el control de seguridad del aeropuerto y haya sido después que llamó la atención de las autoridades.

En las imágenes se puede apreciar cómo la mujer se mantuvo sentada en una sala de espera junto al bebé justo antes de abordar.

Afortunadamente pudieron evitar que viajara con el menor quien ahora está a salvo. Es importante permanecer atentos a nuestro alrededor para poder reconocer cualquier indicio de un delito como este y denunciarlo.

Gracias a la oportuna actuación de los agentes de seguridad cambió el destino de este bebé. Comparte esta noticia en tus redes.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!