Habla la mujer cuya foto trabajando como repartidora con su bebé en brazos se hizo viral

Las redes ofrecen la oportunidad de difundir de manera masiva cualquier tipo de información en tiempo récord. Día a día presenciamos cómo se viralizan contenidos. Un día es un meme, al siguiente es una escena particular de la vida diaria y en otros casos algún hermoso animalito haciendo de las suyas.

Sin embargo, hay oportunidades donde la política u otro tema controversial se ve involucrado y las cosas se salen de control, como sucedió recientemente en Argentina.

Seguramente habrás visto la foto de una mujer de mediana edad que está vestida con el uniforme de una famosa aplicación de servicios de reparto y que está cargando a su bebé.

Pues esta imagen causó revuelo en la sociedad argentina por las connotaciones políticas que le dieron.

Políticos de todos los bandos hicieron comentarios al respecto, además de usuarios de la aplicación en cuestión y muchos internautas. No es para menos. Cuando vemos la imagen solo pensamos en la pobrecita mujer que debe trabajar con su hija en brazos.

Pero la historia ha dado un vuelco, puesto que se ha conocido a la mujer que es protagonista de esta imagen viral, quien por cierto nunca pensó en convertirse en sensación de redes sociales y mucho menos en el centro de una disputa entre políticos, activistas y la opinión pública de los argentinos.

Se trata de una mujer venezolana de 30 años, que por cierto pidió no ser identificada, quien desde hace meses vive en Argentina. Ella contó que fue tomada desprevenida. Se enteró de que se estaba volviendo viral gracias a sus compañeros de trabajo quienes le enviaron la foto a través de WhatsApp.

“La verdad es que no trabajo con mi hija encima. Justo en ese momento estaba dejándola en la guardería. Esa es mi rutina diaria.

Salir de casa con mi uniforme, llevarla a la guardería y salir a trabajar. Vi cuando me tomaron la foto pero en ese momento no creí que fuese conmigo”, comentó preocupada la mujer.

Además, la joven ha dicho que está muy alarmada. Es probable que alguien pueda demandar a la empresa y ella pueda perder su trabajo por el malentendido, ya que ese trabajo es una de las formas con las que mantiene a su hija y a sí misma.

Desde que la imagen se hizo viral desató una ola de comentarios, algunos de usuarios que condenaron a la mujer por atentar contra la seguridad de la bebé al trasladarla junto a ella en su bicicleta.

Aunque tiene varias entradas económicas, una de sus familiares y la otra de su trabajo como repartidora, todo ese dinero se va en la manutención de la pequeña.

Juan Quiles, el autor de la fotografía, también ha comentado sobre este suceso. Él se encontraba con otro amigo fotógrafo haciendo tomas en las calles de la ciudad y aunque está en desacuerdo con la precarización laboral, dijo que no publicó la foto con la intención de hacer una denuncia, solo se trataba de una imagen urbana que captó con su lente.

Este es un ejemplo de cómo un instante sacado de contexto puede ser utilizado con fines políticos. Aunque en efecto existan muchas formas de explotación laboral, también hay personas a las que le conviene interpretar las cosas a su antojo y no es para menos que esto suceda en un clima político tan complejo como el argentino.

Comparte esta inusual historia entre tus familiares y amigos. Coméntanos cuál es tu opinión.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!