Graban cómo un par de ladrones terminan huyendo despavoridos por un error

Los ladrones no son las personas más apreciadas, pero tampoco son tan astutos y despabilados como algunos pudieran creer. Una muestra de ello, es un torpe amigo de lo ajeno que de valiente tiene muy poco, y eso se evidencia cuando sale huyendo de sí mismo en su ilegal faena.   

En un campo de tiro ubicado en la ciudad de Antalya en Turquía, ocurrió un acontecimiento que parece haber sido sacado de una película cómica. 

Se trata de dos jóvenes que entran a robar, y muy lejos de reunir las cualidades mínimas que debería poseer cualquiera que ejerza su ilegal oficio, parecen dos niños asustados que huyen ante su propia sombra que los sigue.    

Los malhechores se percataron de la existencia de una ventana rota en el campo de tiro, y vieron la oportunidad para introducirse sigilosamente, y poder sustraer todos los artículos y dinero posibles sin ser vistos por nadie. 

Aquí se puede apreciar que el ladrón vio su reflejo y de inmediato pensó que era otra persona

Al ver el sitio solo y oscuro se sintieron a sus anchas, podrían moverse a su gusto, sin ningún tipo de preocupación. Pero su exagerado optimismo no los hizo darse cuenta de que una de las paredes del recinto, estaba cubierta de muchos espejos. 

Cuando el hombre entró se enfrentó a la imagen de otra persona frente a él en la oscuridad de la noche, y sin pensarlo dos veces salió corriendo del lugar pensando que alguien lo había visto y lo perseguía. 

En su desespero por huir le indicaba a su acompañante que huyera porque alguien los había encontrado, y si no huía lo iban a atrapar. Sencillamente había visto su propia imagen reflejada en el espejo y creyó que era otra persona. 

Nunca imaginó que el campo de tiro contaba con cámaras de circuito cerrado, que grabaron lo sucedido dentro y fuera de la habitación. 

Sin duda, no fue el mejor día para el dúo, y su reputación como ladrón quedó muy mal parada ante todos, el vídeo fue compartido en las redes sociales, y de inmediato se ganó las risas y burlas de todos. 

Los ladrones escapando sin saber que huían de su propia reflejo

“Ojalá todos sean tan torpes como ese par”, comentó un usuario.  

Se supone que los ladrones son astutos, rápidos, silenciosos, y experimentados en el indebido oficio que realizan, pero estos deben retirarse o mejorar sus tácticas. Hasta ahora no se sabe si se dio cuenta de lo que estaba pasando, o si aún sigue huyendo de su misma imagen proyectada por los espejos.  

“Cuando menos debería participar en competencias de cien metros planos”, dijo un divertido internauta. 

No sería mala idea que evaluara la opción de dedicarse a otra cosa porque como ladrón  se moriría de hambre. 

Comparte este insólito hecho con todos tus amigos, para que se rían un poco de la torpeza de estos rufianes.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!