Este hombre con gangrena y sin hogar es sorprendido con un auto para ir a sus consultas médicas

En esta vida siempre se cosecha un poco de lo que se ha sembrado, al menos esto piensa un veterano de Colorado al cual se le ha pagado un poco de su entrega a su nación con un auto nuevo.

Matthew Kenyon es un veterano del ejército estadounidense cuya salud se ha visto quebrantada los últimos meses por la presencia de una gangrena.

Este hombre fue diagnosticado con la afección hace casi un año pero ha ido empeorado, hasta el punto de convertirse en una infección espinal.

A sus problemas de salud también se han sumado severos aprietos económicos. Matt se retiró del ejército y debido a su enfermedad quedó sin empleo. El sustento de su casa se vino abajo y él y su esposa perdieron el techo en el que habían vivido por años.

“Hemos estado sin hogar por un tiempo”, dijo Kenyon

La familia Kenyon perdió su casa en una cadena de malos eventos que les han venido sucediendo. Sin embargo, el panorama parece haberles sonreído un poco con la grata y útil sorpresa que recibieron en el mes de junio. 

El Proyecto de Veteranos de Colorado, Geico y Caliber Collision decidió donar un automóvil a este hombre en aprietos para que pudiese asistir con mayor tranquilidad a sus citas médicas. 

Por general el hombre utilizaba el transporte público para movilizarse, algo que debido a la condición de Kenyon no resultaba nada sencillo.

“Para asistir a muchas de nuestras citas, hemos tenido que tomar transporte público. Estoy muy agradecido con ellos por lo que hicieron”, expresó Kenyon.

El auto fue entregado en el Freedom 4 Miler Walk en Lone Tree, una carrera organizada con el fin de recaudar fondos para la Fundación Proyecto de Veteranos de Colorado.

En esa ocasión fue este amable hombre quien recibió un merecido obsequio por su entrega y sacrificio durante los años de servicio.

El señor Kenyon es un veterano de la Guerra del Golfo que sirvió en Kuwait durante dos años, 1990-1992, y recibió varias distinciones por su labor.

“Es la persona perfecta para dárselo. No se sentía merecedor, no lo pidió… Pero ahora tienen un transporte confiable”, dijo Todd Youngblood, miembro del Proyecto de Veteranos de Colorado.

El automóvil ha sido un hermoso gesto para este hombre, quien sirvió a su país por años. 

Quizás, él mismo no pensó recibir tan grata sorpresa pero la verdad ha sido sólo un poco de lo mucho que se merecen este tipo de héroes, capaces de exponer su vida por el bien común.

Nos alegra saber que existen estas fundaciones dispuestas a ayudarlos en las circunstancias más complicadas, ahora sólo deseamos que su salud pueda mejorar.

Un poco de amor a quien amor merece. Comparte esta nota y recuérdale al mundo que después de la tormenta siempre sale el sol.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!