Esta humilde anciana se ve obligada a trabajar cada día para subsistir y nadie compra sus dulces

La cuarentena por coronavirus a nivel mundial no está siendo nada fácil de llevar, ya que son muchas las personas que deben arriesgar su salud y salir a las calles para poder llevar el sustento a sus hogares, incluso ancianitos desamparados.

Esta es la historia de Juanita, una humilde ancianita que a pesar de saber que corre peligro saliendo a las calles, no puede quedarse en la seguridad de su hogar porque tiene que preparar y salir a vender sus deliciosas gelatinas que hace con mucho amor, con la esperanza de reunir un poco de dinero para subsistir.

Su cansancio y desgaste físico es más que evidente, pero no pierde las esperanzas de que alguien se acerque a comprar alguna de sus gelatinas que coloca cuidadosamente sobre su bolso, siendo su único acompañante un viejo carrito de metal en el que traslada sus cosas.

Pese a todo, Juanita se esfuerza por cumplir con las medidas de seguridad por el coronavirus: sujeta su cabello cuidadosamente para después colocar su mascarilla rosa apropiadamente; y cruzar sus manos frente a ella para custodiar las gelatinas.

Así es su día a día en Cuatitlán Izcalli, en el Estado de México, donde se coloca lentamente, a causa del cansancio acumulado que padece, frente a una panadería, al lado de una sucursal bancaria a la espera de posibles clientes.

En uno de esos muchos días de arduo trabajo, un habitante del lugar no pudo evitar conmoverse con el semblante de la viejecita y decidió retratar su situación para compartirla en las redes sociales, con el deseo de que los internautas abrieran sus corazones para ayudar.

“Si puedes cuando vayas por allá cómprale gelatinas. Está en Temoaya, zona de bancos en Cuautitlán Izcalli, frente a Santander. Si trabaja es porque lo necesita”, dijo el hombre que capturó en fotografía a Juanita.

#ZCN | Promueven a abuelita que vende gelatinas en la Zona de Bancos en #Izcalli. Les compartimos un testimonio que…

Publicada por Zona Cero Izcalli en Viernes, 31 de enero de 2020

Miles de internautas han quedado impresionados por esta ancianita incansable, dispuesta a hacer todo por salir adelante aún en medio de la crisis por el COVID-19.

“Sí, es una abuelita hermosa, también cuando es día de mercado los días lunes anda por él vendiendo en Cuautitlán Izcalli. Ayúdala lo necesita mucho”, comentó un internauta.

A su edad, Juanita posiblemente quiere estar descansando en su casa, respetando la cuarentena por el coronavirus, pero descansar es solo un sueño para ella porque no hay nadie quien pueda cuidarla y velar por su seguridad.

“Es mucho trabajo a su edad estar en la calle de pie durante horas. Dios la bendiga y proteja, que se le venda todo pronto”, señaló otro internauta.

Todos los ancianitos del mundo merecen una vejez digna, rodeados de amor y protegidos por su familia. No es justo que deban seguir trabajando.

Exijamos una mejor calidad de vida para todos los viejecitos como Juanita, para que por fin dejen de padecer tanto injustamente. ¡No te vayas sin compartir!

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!