Duerme en el aeropuerto durante mucho tiempo mientras lucha por cumplir lo que siempre soñó

Seamos sinceros, muchas veces miramos de manera despectiva a quienes viven en situación de calle olvidando que ellos, como cualquier otra persona en el mundo, son seres con aspiraciones. Pasamos por alto que en algún momento tuvieron sueños que muchos difícilmente verán hacerlos realidad.

Sin embargo, hay otros que logran avanzar venciendo las adversidades y dejar atrás la miseria para emprender y sus objetivos.

Esta es la historia de nuestro protagonista, un hombre que por mucho tiempo durmió en la afueras de un aeropuerto y logró transformar por completo su vida.

El joven comenta que no tenía un modelo a seguir en su vida.

Lawrence es de Londres, desde pequeño soñaba con trabajar en la industria de la aviación, una motivación que comenzó tras asistir a varios espectáculos aéreos.

Sin embargo, la ausencia de su padre impactó la vida del joven y sin darse cuenta comenzó a descender de tal manera que terminó sumergido en las calles.

La educación para Lawrence fue bastante deficiente, sus compañeros y maestros no mostraban mayor interés, por lo que ir a la universidad no era una prioridad.

No tenía suficiente dinero para pagar un alquiler ni mucho menos la universidad.

El joven comenta que si bien siempre mantuvo presente su sueño de ser ingeniero de aeronaves, no contaba con los medios para costear sus estudios, por lo que realizó varios trabajos para obtener un poco de dinero.

Por mucho tiempo durmió en el sofá de la casa de amigos, se convirtió en un limpiador de aeropuertos, sus ingresos no eran fijos por lo que muchas veces durmió en el aeropuerto donde trabajaba para llegar a tiempo. Sin embargo, la presión fue tanta que se vio obligado a renunciar.

Su vida cambió cuando se topó con una organización que emplea a las personas sin hogar. La organización lo ayudó a que se formara como ingeniero ferroviario, con el dinero recaudado, 5.400 euros, pagó algunos cursos, se compró un ordenador portátil y se financió con todo lo que necesitaba para estudiar su anhelada carrera.

Actualmente está trabajando en las vías de un tren y alquiló su propio lugar para vivir. Con respecto a su vida el joven comenta:

Creo que mis experiencias negativas y la falta de oportunidades en la vida me han hecho aún más decidido a no ser un fracaso”.

La vida de Lawrence ha sido un trampolín  de emociones, a pesar de la difícil situación que le tocó vivir sigue apostando por ver su sueño realidad. A veces solo necesitamos alguien que crea en nosotros tal como esta organización confío el Lawrence, así como ellos también estamos seguros de que logrará culminar su carrera.

No dejes de compartir esta historia en tus redes y recuerda que todos, sin importar las diferencias sociales, somos seres de luz llenos de sueños.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!