El niño que emocionó al país buscando un donante para salvarse logró vencer su enfermedad

Si debemos hablar de guerreros, Oscar Saxelby-Lee, un pequeño de seis años de edad es gran ejemplo de ello. El valiente niño ha enfrentado una larga y dura batalla contra la leucemia, después de dos años de visitas largas a hospital y fuertes restricciones, el pequeño Oscar levanta los pulgares para celebrar que está libre de cáncer.

El niño nació en Worcester, Reino Unido.

Esta carrera comenzó en diciembre de 2018 después que sus padres notaran algunos moretones en sus piernas. Tras realizar varios exámenes, sus padres Olivia Saxelby, de 25 años, y Jamie Lee de 28, recibieron la lamentable noticia que inevitablemente agitó sus corazones.

Los médicos les informaron que sería una larga carrera de vida o muerte para encontrar un donante que le permitiera salvar a su hijo.

Oscar es apodado cariñosamente Ozzy Bear por sus padres.

Desde entonces los padres hicieron todo lo posible pidiendo a los ciudadanos del Reino Unido que participaran para lograr encontrar un donante que salvara al pequeño Oscar.

Sorprendentemente, en marzo del pasado año más de 4.850 voluntarios se hicieron presentes en la Escuela Primaria Pitmaston que funcionó como centro de pruebas. Bajo la lluvia y con la esperanza de salvar una vida, miles de personas se formaron una tras otra esperando ser evaluados.

La recolección de muestra se hizo en la escuela donde asiste el pequeño Oscar.

Por meses la familia de Oscar estuvo luchando y rogando que apareciera alguien que coincidiera con el trasplante que el niño necesitaba.

Más de 10.000 personas en todo el Reino Unido se realizaron pruebas, finalmente se encontró una coincidencia. Cuando creían que todo había acabado la leucemia regresó y angustia estuvo presente una vez más.

Las personas que hicieron fila llenaron el formulario y le hicieron algunos exámenes para determinar algún donante compatible.

Tras realizar una campaña de Crowdfunding la familia logró recaudar € 600.000, con los fondos reunidos lo trasladaron a Singapur donde recibió un tratamiento pionero no disponible en el Servicio Nacional de Salud del Reino Unido.

Oscar se sometió a una terapia CAR-T antes de recibir un segundo trasplante de médula ósea. Con este procedimiento el niño de tan solo seis años se convirtió el segundo niño en el mundo en someterse y salir victorioso en esta terapia.

El pequeño Oscar celebra con los pulgares arriba que ganó esta dura batalla.

Después de un largo tratamiento la madre del niño confirmó que el pequeño Oscar estaba fuera del hospital y libre de cáncer. Al respecto comenta:

Gracias desde el fondo de nuestros corazones a nuestro increíble equipo en el Hospital Nacional Universitario-NUH, ¡Has hecho que ocurran milagros! El ejército de Oscar y, por supuesto, el increíble Grace Kelly Chidhood Cancer Trust. ¡Los queremos a todos! ¡HOGAR DULCE HOGAR, DONDE SEA QUE ESTE!”

El valiente Oscar ha dejado el hospital pero aun regresa con frecuencia para recibir tratamiento. Por este motivo seguirá en Singapur por un rato largo antes de regresar a su dulce hogar en Worcerster donde será recibido con los brazos abiertos y el amor incondicional de su comunidad.

En medio de una difícil situación, contar con el apoyo de personas que te amen sin límites hace que batallar no duela tanto. Siempre hay motivos para sonreír y agradecer, estar vivo es uno de ellos.

Comparte esta noticia en tus redes y apoyemos a todo aquel que está enfrentando una dura batalla

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!