El drama de la joven que se sometió a un tratamiento fallido para inyectarse los labios

Olivia McCann, de 21 años de edad, decidió compartir el terrible resultado del tratamiento que se realizó para aumentar el volumen de sus labios.

Un procedimiento en el que se suponía que debía quedar atractiva y sana, pero solo le dejó mucho dolor y unos labios tan hinchados que parecían a punto de explotar.

El tratamiento le costó apenas 100 dólares.

Anteriormente, ya se había realizado un exitoso tratamiento pero decidió probar en otro salón donde utilizaron un relleno diferente.

En la estética le dijeron que antes debían disolverle el producto residual, así que tras realizarle este procedimiento también le inyectaron algunos disolventes y masajearon con fuerza sus labios, algo que según la joven hizo que se le hincharan rápidamente.

La estética le aseguró que la hinchazón era completamente normal.

Tras su dolorosa experiencia, Olivia no quería que nadie la viera en esa condición por lo que uso gafas de sol para salir, también faltó al trabajo por varios días y evitó que su novio la viera con un relleno tan disparejo que solo podía causarle preocupación. Olivia comenta al respecto:

Mis labios tenían el triple del tamaño que deberían tener. Me daba vergüenza conducir a casa y tuve que ponerme gafas de sol, mis labios parecían el trasero de un babuino”.

Olivia no tuvo más opción que quedarse encerrada en su casa tras recibir una recarga de 0.5 ml seis meses después de su primer tratamiento.

Afirma que de sus labios brotaron pequeños bultos que no desaparecían por más que masajeara.

Esto sucedió poco antes de la cuarentena.

Aunque la estética se ofreció a disolver el producto completamente gratis, Olivia asegura que no los disolvieron por completo sino que simplemente inyectaron grumos.

Había pedido que mi labio superior estuviera un poco más lleno, pero en lugar de tratar de crear una forma de arco de Cupido, simplemente quedaron hinchados. Los bultos del tamaño de un guisante aparecieron unos días después. Mis labios estaban llenos de bultos, no se veían bien en absoluto”.

Olivia destaca que es solo una chica que se estaba realizando un aumento de volumen de labios para verse bien, pero pasó lo contario. Ahora sus labios están cubiertos de pequeños bultos por el interior.

En la estética trataron de culparla argumentado que estaban grumosos porque no los había masajeado, pero Olivia asegura que sí lo hizo.

La joven no paraba de llorar al ver el fallido resultado.

Fueron necesarias varias semanas para que los bultos desaparecieran. Sin embargo, ella planea someterse a un nuevo tratamiento, pero esta vez se asegurará que sea en una estética registrada y con personal capacitado. Olivia comenta:

Después de lo que he pasado, no confiaría mi cara a nadie parte de alguien que este medicamente capacitado y que lo haya estado haciendo durante mucho tiempo. Asegúrese que sea un lugar con buena reputación. Todos estos lugares que anuncian en las redes sociales donde no son enfermeras ni médicos y ofrecen tratamientos a precios absurdos dan miedo”.

Si quieres someterte a algún tratamiento estético por favor, asegúrate de hacerlo con algún profesional. Muchas veces los tratamientos en descuentos dejan secuelas irreversibles.

 En estos momentos, el mayor deseo de Olivia es que las personas tomen su mala experiencia como un ejemplo para tomar consciencia antes de realizarse cualquier tratamiento. En ocasiones la belleza no solo es cara, sino dolorosa. ¡Comparte!

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!