¿Sabes cómo afecta a tus dientes el consumo de bebidas energéticas y gaseosas?

Las bebidas gaseosas son deliciosas y refrescantes, sus burbujas activan las papilas gustativas y explotan con mucho sabor con cada sorbo. Hay quienes apuestan por las bebidas energéticas para una mayor activación en sus tareas cotidianas.

Sin embargo, tanto las bebidas gaseosas como las energéticas tienen un impacto muy negativo en la higiene y salud de los dientes.

El Doctor Tom Bierman, dentista de 34 años, de San Diego Dental Studio, realizó un experimento luego de leer un libro que despertó su curiosidad sobre la reacción que tendría exponer sus muelas a los efectos del refresco de cola y una bebida energética.

El libro afirmaba que una de cada siete bebidas energéticas, es extremadamente corrosiva para colocarla en latas de aluminio.

«Si eso es lo que hacen estas bebidas a una lata, ¿qué será lo que le causan a nuestros dientes?”, comentó Tom. Y fue así como decidió hacer este experimento.

Tom, utilizó sus muelas de juicio que habían sido extraídas hace 20 años. Colocó una de sus muelas dentro de la botella de una bebida energética, la segunda en una de gaseosa de cola, la tercera en una de gaseosa cola de dieta y la última muela en una botella de agua.

Después de dos semanas, el diente que estuvo sumergido en la botella de cola se manchó de negro, se estima que el color obedece al color del caramelo.

La muela que estuvo sumergida en la bebida energética muestra el efecto destructivo en el esmalte. La muela está completamente en ruinas, el color rosa en la raíz del diente corresponde a trozos de esmalte.

Este fue el resultado que más sorprendió al doctor, el rosa pálido y áreas de color óxido que se pueden ver es a causa de los colorantes de la bebida y lo más alarmante es el esmalte que se ha desprendido del diente y se desmorona. Indudablemente este efecto es mucho más destructivo que el de la gaseosa.

El esmalte es el revestimiento duro que protege la dentina, lo que significa que cuando se desgasta la dentina queda expuesta y esto puede causar dolor, sensibilidad y el incremento considerable del riesgo para la formación de caries.

Lo más preocupante es que esto es el resultado de una bebida energética sin azúcar. Esta destrucción puede ser aún mayor.

Aunque el efecto de la cola es menor también tiene un efecto destructivo, el diente en ambos caso sufrió una erosión.

El riesgo de estas bebidas puede ser mayor si la persona sufre de resequedad en la boca a causa una medicación para la depresión, presión arterial alta, alergias, resfriados, gripe, la obesidad y el acné, ya que hay menos producción de saliva para eliminar el ácido o azúcar que esta en la boca.

Dailymail

El doctor reconoce que durante el experimento los dientes estuvieron expuestos constantemente al azúcar y a los ácidos, pero estos efectos son los mismos si el consumo de estas bebidas es a diario o casi todos los días por un largo plazo.

Comparte con tus amigos y familiares, es cierto que cada quien el libre de decidir sobre su vida, pero sabiendo esto… ¿Te atreverías a tener un consumo diario de estas bebidas? Realmente es como un baño de ácido para los dientes.