Difunden la celebración de los padres de la bebé de 5 meses que luchó contra un raro cáncer

Hace pocos meses Leann y Patrick Borden se encontraban ansiosos por el día en que nacería su hija. Todo parecía marchar en orden con el embarazo, pero poco después del nacimiento de la linda Lillian Grace las enfermeras comenzaron a notar que algo no andaba del todo bien con la pequeña.

La familia vive en la ciudad de Sparks en Nevada.

Sus movimientos no eran muy fluidos y no se comportaba como el resto de los bebés recién nacidos. Decidieron hacer una serie de pruebas y el resultado fue devastador.

“Al nacer, lloró como todos los bebés. Pensé que todo estaba bien, pero una enfermera se dio cuenta de que algo sucedía con sus extremidades”.

Parecía que la pequeña bebé sufría algún tipo de parálisis. Recibió incontables visitas de especialistas y finalmente una resonancia reveló un tumor en su tronco encefálico. Lo más alarmante era que el tumor crecía rápidamente y fue catalogado como un agresivo glioma maligno en estadio 3-4.

El tumor comenzó a extenderse desde su tronco cerebral hasta la médula espinal.

La corta edad de Lilly resultaba un factor muy importante. Se trataba de una forma de cáncer realmente difícil de tratar y los médicos dijeron a los angustiados padres que realmente no había demasiadas esperanzas.

“Me sentía devastada. Sentía que era mi culpa. Yo fui la que tuve a mi bebé dentro de mí durante 9 meses. Me sentí culpable”.

Aún así, ellos decidieron que nunca se rendirían. El equipo de médicos ideó un tratamiento de quimioterapia dirigida que se enfoca en atacar el tumor tomando en cuenta su información genética.

No fue tarea sencilla pero días antes de que Lilly celebrara su quinto mes de vida fue declarada completamente libre de cáncer.

“Finalmente ha llegado el día por el que tanto hemos estado rezando”.

A lo largo del tratamiento, la familia Borden generó un vínculo muy especial con todo el equipo médico.

No hay nada más difícil que saber que la vida de tu bebé está en peligro, pero ellos contaron con la ayuda de maravillosas personas que lograron devolverles las esperanzas. La dulce bebé sonó la campana para celebrar que estaba libre de cáncer. Su madre, con lágrimas en los ojos, dio un conmovedor discurso.

“Espero que la historia de Lily se convierta en una forma de esperanza. Quiero que ella inspire a los demás. Nunca debemos rendirnos”.

Es un verdadero alivio saber que esta dulce bebé podrá volver a casa y llevar una vida completamente normal rodeada del amor de sus papás. Ningún padre debería pasar por una situación tan devastadora pero los Borden supieron luchar sin descanso hasta que la dulce Lilly se recuperó.

Comparte este emotivo desenlace para unirte en la celebración de esta bebé que ganó la batalla contra el cáncer.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!