¿Sufres de calambres nocturnos? ¡Te enseñamos cómo deshacerte de ellos!

¿Alguna vez te has despertado en medio de la noche con un dolor agudo y desconcertante en las pantorrillas? Los calambres en los músculos le roban a muchos horas valiosas de sueño, aunque también suelen aparecer en los momento más inoportunos del día.

Si tú eres una de esas personas, no desesperes, te explicaremos todo lo que tienes que saber sobre los calambres musculares para que puedas aliviarlos y también prevenirlos.

Fox News

Un calambre muscular consiste en una fuerte y dolorosa contracción del músculo que aparece repentinamente y dura entre unos pocos segundos a varios minutos. Aunque puede presentarse en cualquier parte del cuerpo, es muy común que esta molestia ocurra en las piernas.

Los calambres nocturnos son espasmos repentinos en la pantorrilla, pero también pueden extenderse hasta el talón o el pie. Suelen ocurrir cuando estás a punto de dormirte o cuando estás recién despertando.

¿Cuál es el origen de los calambres musculares?

La causa de estos dolores no siempre es conocida y pueden ser producidos por muchas condiciones o actividades físicas, entre ellas: mantener una posición incómoda durante tiempo prolongado; embarazo, debido a que disminuyen la cantidad de minerales como calcio o magnesio; exposición a altas temperaturas, especialmente al agua helada; deshidratación y como efecto secundario a ciertas medicinas.

Los calambres también pueden generarse debido al exceso de ejercicio.

Runner’s World

¿Cómo aliviar los calambres nocturnos?

Para poder aplacar el dolor producido por un calambre, será necesario que explores entre varias opciones antes de saber cuál es la ideal para ti. A continuación te presentamos algunas de las alternativas que puedes intentar:

1. Párate, camina un poco y sacude la pierna.

Competitor

VER TAMBIÉN:  Después de conocer esta información jamás volverás a usar la ropa nueva sin lavarla

2. Estira y masajea el músculo. 

Pinterest / Runner’s World

Ambas posturas pueden serte de mucha ayuda. En la primera, debes inclinarte hacia adelante a medio metro de una pared y mantener la rodilla de la pierna afectada recta con el talón en el suelo. Haz esto mientras doblas la rodilla de la otra pierna. En la segunda, debes estirar la pierna afectada y empujar el pie hacia ti, puedes ayudarte con una toalla, tal como muestra la imagen.

3. Toma una ducha de agua tibia para relajar el músculo. Una almohadilla caliente colocada en la zona afectada también puede ser útil.

Go Ahead Runner

4. También puedes aplicarte frío: usa hielo o una compresa. Recuerda no colocarlos directamente en la piel, usa una toalla para separarlos.

Survivalkit

5. Toma mucho líquido. Bebidas energéticas, como el Gatorade, pueden ser muy útiles.

triathlete

¿Qué puedes hacer para prevenir los calambres musculares?

Es necesario que no te excedas con el consumo de bebidas alcohólicas; también debes asegurarte de comer comida saludable rica en calcio, potasio y magnesio, sobre todo si estás embarazada; monta bicicleta para estirar y acondicionar los músculos (la bicicleta estacionaria también sirve). Realiza estiramientos todos los días, especialmente antes de irte a dormir y, muy importante, no incrementes repentinamente la cantidad de ejercicio.

¡No dejes de compartir esta valiosa información con tus amigos y familiares!

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!