Cavan un túnel para intentar escapar de la cárcel y acaban debajo de unas peligrosas perreras

Planear una fuga de una cárcel no debe ser algo fácil, se necesitan conocimientos de la arquitectura del lugar, algunos contactos para conseguir las herramientas necesarias y una excelente planificación para no cometer el mínimo error.

Esta historia habla de los errores que sí cometieron siete presos que planearon una fuga que no resultó como ellos esperaban.

Siete presos de la Unidad 24 del Complejo Carcelario de Florencia Varela, en Buenos Aires, Argentina, cavaron un túnel esperando poder escapar de la cárcel, pero éste fue descubierto por Agentes del Servicio Penitenciario Bonaerense, así que su sueño de fuga se vio frustrado.

Los agentes realizan constantemente operativos de seguridad, fue en uno de estos que descubrieron el túnel que estaba en el sector de reciclado del penal.

El área en la que fue encontrado el túnel empezó a usarse recientemente como área de reciclado, aunque antes se empleaba para impartir diferentes talleres a los presos, tales como: artes plásticas, tapicería y carpintería.

El túnel que fue encontrado era un orificio en el suelo, tenía aproximadamente 90 centímetros de diámetro, 1.40 metros de profundidad y una extensión de cerca de dos metros.

Querian escapar de la carcelPor este tunel queria escapar un grupo de presos de la Unidad Penitenciaria de Florencio Varela

Publiée par Ir a Más sur Mardi 9 juillet 2019

La manera en la que los presos pretendían que no se descubriera su túnel fue que lo taparon con una tabla cualquiera y encima de ella regaron algo de aserrín, para así lograr que pasara desapercibida.

“Hasta para tratar de escapar de la cárcel se debe ser inteligente”, comentó un internauta.

Los agentes también descubrieron que los presos arrojaban la tierra que sacaban del suelo a un terreno que estaba al lado y que estaba lleno de basura, además la pala que utilizaban para cavar era guardada en el mismo túnel para que no se las confiscaran.

“Los siete presos implicados en el intento de fuga tienen buena conducta, casi todos fueron detenidos por robos y su fecha de liberación no pasaba del 2022, no entendemos qué los llevó a tratar de huir”, declaró uno de los agentes.

Además los presos se libraron de un mal mayor, ya que su túnel se dirigía directamente al lugar donde se albergaban los perros entrenados del penal, así que si hubieran llegado ahí esta historia habría terminado en una tragedia.

Los peluditos del lugar no son nada amigables con los maleantes

Los siete presos serán separados y redirigidos a otros penales para así evitar cualquier nuevo intento de fuga, además se están realizando investigaciones para descartar el hecho de algún penitenciario que haya sido su cómplice.

Sin duda los presos se salvaron de convertirse en comida fácil de los perros del penal, ojalá no intenten escapar nuevamente y cumplan sus condenas como debe ser.

Comparte esta insólita historia con todos tus amigos y nunca olvides que nadie puede escapar de la justicia.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!