Recibe miles de dólares y regalos solamente por haber nacido el día 11

Hay mujeres que han dado a luz en los lugares y en las circunstancias más especiales: en el metro, en plena celebración de año nuevo, o alguna fecha ya de por sí importante para sus papás, son algunas de las situaciones más extrañas de las que se tienen registro.

Ahora a ese ya de por sí extraño registro se suma una nueva situación: una niña que nació el 07/11 (11 de julio) y que además pesó 7 libras y 11 onzas (cerca de 3.49 kilos), esta es la asombrosa historia de J’Aime Brown.

La pequeña nació acompañada de muchas sorpresas y regalos

Rachel Lagford, mamá de J’Aime declaró que durante los nueve meses que estuvo embarazada de su bebé los números 7 y 11 la perseguían por todos lados, pero que jamás se imaginó que serían cruciales en el nacimiento de su bebé.

Ella, su esposo y todos los que estuvieron presentes durante el parto quedaron sorprendidos por la coincidencia entre el día del nacimiento de J’Aime y el peso que tuvo al llegar a este mundo, y se sorprendieron aún más cuando Rachel les contó que ambos dígitos llevaban tiempo dando vueltas en su cabeza.

Además de esta extraña coincidencia, Rachel y su esposo recibieron la inesperada llamada de la famosa tienda de autoservicio 7-Eleven, que inmediatamente se sumó a la extraña coincidencia y le ofreció a los padres de J’Aime un regalo: una canasta con pañales y otros enseres que son necesarios para un bebé.

La bebé está rodeada de amor

Posteriormente la cadena 7-Eleven volvió a comunicarse con la familia para preguntarles si estaban interesados en los 7,111 dólares que querían darles para el fondo universitario de J’Aime, haciendo la coincidencia aún mayor, por supuesto que la respuesta de los padres de J’Aime fue a favor.

“La propuesta de 7-Eleven fue totalmente inesperada para mí, incluso debo confesar que me espantó un poco”, declaró Rachel.

Rachel está muy contenta disfrutando de la nueva integrante de su familia, quien, de inicio, ya tiene la primera aportación en su cuenta, aportación que le asegura que podrá acceder a una educación universitaria cuando sea mayor.

“El monto que nos dará 7-Eleven es realmente importante, ya que no es fácil criar a dos hijos y además ahorrar para su educación”, declaró Rachel.

Según palabras de su mamá, J’Aime es una bebé muy tranquila, sólo duerme y come, sin imaginar la serie de sucesos que se desató debido a la coincidencia de números en su nacimiento.

Comparte esta historia llena de coincidencias, para que muchas personas la conozcan y comiencen a creer en las casualidades del destino.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!