Una joven de 18 años descubre que es madre de una niña tras despertar repentinamente del coma

Dicen que un hijo te cambia la vida, para quienes quieren ser padres traer un niño al mundo es el mejor regalo que pueden recibir, incluso en algunos casos es una completa sorpresa que termina por convertirse en una alegría.

Durante la juventud dicen que si un bebé llega muy temprano puede cambiar tu vida por completo, puede de algún modo robarte tu juventud y limitarte en las cosas que deseas hacer.

Cuando eres joven y te topas con la sorpresa de que viene un bebé sin planificación puede ser difícil de procesar; pero, si con anticipación esto puede ser difícil, imagina que despiertas un día y tienes un bebé tuyo que no supiste que venía en camino.

Pues esto es exactamente lo que le sucedió a la adolescente de 18 años Ebony Stevenson, una joven universitaria inglesa que llegó un día de la universidad como cualquier otro, con la diferencia de que ese día sufría un fuerte dolor de cabeza.

Debido al fuerte malestar que padecía la joven decidió acostarse a dormir, lo que ella no sabía es que este dolor de cabeza la haría despertar cuatro días después en el hospital tras haber estado en coma.

Cuando la joven se durmió empezó a sufrir convulsiones, su madre que se percató de esto decidió llevar a Ebony al hospital para que fuera tratada, en el hospital los médicos no tuvieron otra alternativa que inducirle un coma para tratar sus convulsiones y descubrir qué se las provocaban.

Durante los estudios y exámenes médicos se descubrió que las convulsiones de la joven eran causadas por su embarazo, la joven se encontraba embarazada y las convulsiones eran debido a una dificultad en su embarazo llamada preclamsia (presión arterial alta o hipertensión).

Cuando los médicos detectaron el problema sabían que era necesario realizar una cesárea para salvar la vida de ambas, al consultar con la madre de Ebony con respecto a esto la madre informó que ni ella ni su hija sabían que se encontraba embarazada.

Durante el embarazo de la joven ella seguía presentando su menstruación, además de que jamás presentó otro síntoma notorio, ni siquiera su vientre creció por lo que era completamente raro este embarazo.

Cuatro días después de haberse ido a la cama con dolor de cabeza Ebony despertó del coma en el hospital, solo para recibir la noticia de que estaba embarazada, pero las cosas no quedaron ahí, pues ella no solo había estado embarazada, ya había dado a luz a su bebé, todo esto mientras estuvo en coma.

Después de análisis médicos se descubrió que este raro embarazo no notorio en la joven se debía a que ella tiene una rara condición que afecta a una de cada 3.000 mujeres llamada útero didelfo, esto significa que nació un útero dividido en dos, cada parte independiente y unido a una trompa de falopio.

Revista Bohemia

Según el testimonio de la joven, despertar y encontrarte con esta noticia fue surrealista, ella jamás imaginó que esto pasara; al principio no podía entender lo que pasaba, incluso mandó a sacar a la bebé apenas la conoció alegando que esto era un error y que esa no era su bebé.

Afortunadamente, la bebé nació muy saludable con un peso 3 kilos y 400 gramos, se encuentra muy bien, fue nombrada Elodie y nació el pasado 3 de diciembre de 2018.

Me preocupaba no poder relacionarme con mi hija porque no tenía tiempo para pensar en su llegada, pero creo que es increíble”.

ABC / Little Things

Ella cuenta que los médicos le explicaron que su bebé es un milagro ya que las mujeres con su problema generalmente no pueden quedar embarazadas.

Está en definitiva es una historia increíble y que no ocurre muy seguido. ¡Compártela con tus amigos!

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!