Un sacerdote se despoja de su sotana para subir a un bote y ayudar a quienes lo perdieron todo

Es bien sabido que la tragedia natural que azotó al sur de México y estados vecinos debido a las lluvias torrenciales e inundaciones afectó a miles de personas. En tiempos de crisis, la solidaridad y empatía son necesarias para sobrellevar tan lamentable situación.

Enlaces patrocinados

Por suerte, muchas organizaciones y voluntarios se han manifestado para ayudar a damnificados y sobrevivientes que perdieron todo en las inundaciones.

Al menos 21 muertos y más de 80.000 personas se vieron afectadas.

Una de esas personas es José del Carmen Aquino García, un sacerdote de 31 años de edad que ha conquistado el corazón de los internautas después que sus acciones se volvieran virales en las redes.

En las imágenes se puede ver al padre, quien decidió guardar su sotana para para ayudar a la mayor cantidad de personas afectadas por las lluvias.

Con ayuda de los vecinos y en una lancha llevaba todas las cosas para donar.

Enlaces patrocinados

El padre, ha trasladado comida, agua potable, productos de primera necesidad y algunos muebles en una pequeña lancha. Sin duda, un hermoso instrumento de Dios que se ha manifestado fuera de la iglesia para recordarnos que todos somos hermanos.

Aquino García ha ayudado no solo a los afectados en Tabasco sino en otros estados. Al respecto comentó:

“La gente comenzó a contactarme por las redes sociales, y fue así que empecé a apoyar no solo a la gente de la colonia, sino también a la de los municipios de Ixtacomitán, Jalapa y Macuspana, que fueron afectados.”

Aunque para algunos es mucho más fácil ayudar sin involucrarse directamente, para este sacerdote no hay límites sino solo la intención de ayudar a los demás.

Un «pescador de hombres» que rescata a los más vulnerables en las inundaciones.

Enlaces patrocinados

Él también se vio afectado, actualmente vive en la parte alta de la Capilla de la Divina Providencia, lugar que sufrió las consecuencias de las inundaciones.

Afortunadamente, muchas personas lo están apoyando y sigue sirviendo a los demás.

“Yo le digo a la gente que se arriesgue a ayudar sin importar a quién; les pido que se abran a los hermanos necesitados. Yo considero que si la gente acudiera personalmente a apoyar a los damnificados y experimentara la necesidad del otro, muchas cosas se resolverían de nuestra humanidad, y por ello los invito a que sigan colaborando”.

El sacerdote aprovechó la oportunidad para invitar a persona a colaborar con el corazón y las mejores intenciones de ofrecer consuelo a los desamparados.

Enlaces patrocinados

Incluso destacó que también pueden hacerlo a través de otras organizaciones o grupos de voluntariados si no quieren donar directamente con la iglesia. Al respecto señaló:

“Si no quieren hacerlo con la Iglesia, hay muchas otras organizaciones y personas que hacen voluntariado a favor de los necesitados. En el momento en que se sumen a colaborar verán cómo el alma se va liberando poco a poco, la mente se va abriendo, y van sanando interiormente, pues se darán cuenta que no son los más golpeados, que hay gente más necesitada.”

Recordemos que en la vida, no son las cosas materiales las que nos definen sino nuestras acciones hacia los demás. Que cada día nuestros pensamientos, acciones y decisiones sean el reflejo del infinito amor que hábita en nuestro corazón.

Todos podemos ser instrumentos de amor y llenar el mundo de gestos que hagan la diferencia. Muchos hacen misericordia en silencio de manera anónima. Comparte este gesto de solidaridad admirado por muchos.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!