Un joven hace llorar a la humilde anciana que trabaja para criar a sus nietos desamparados

Esta abuelita recibió la mayor sorpresa de su vida cuando un joven desconocido tuvo un gesto generoso con ella.

La humilde mujer, aunque ya está en sus años dorados debe continuar trabajando para continuar con la crianza de sus nietos. Por fortuna, se encontró con la bondad de Sergio Junior Príncipe, un joven que ayuda a decenas de abuelitos de bajos recursos y en estado de abandono.

Sergio tiene una cuenta en Facebook conocida como Rueda de avisos Huánuco, donde comparte su noble labor.

En la red social se compartió este conmovedor vídeo que ha generado miles de reacciones y comentarios muy emotivos alrededor del mundo.

Las imágenes nos muestran a esta abuelita, que según información local se llama Polonia, recibiendo la ayuda del joven de nacionalidad peruana que se convirtió en su ángel de la guarda.

Esta anciana tiene las manos heridas por trabajar cultivando en una chacra de Huánuco, Perú y cada día se tiene que esforzar para continuar luchando por sus dos nietos, quiénes fueron abandonados por sus padres.

Según información local, Polonia lucha para sacar adelante a sus nietos, a quienes mantiene, con mucho esfuerzo en los cultivos de café en las chacras.

Se trata de un trabajo que desgasta mucho físicamente, es por eso que tiene las manos heridas.

Sin embargo, el día de Polonia cambió cuando fue sorprendida por el joven que escuchó su emotivo caso. En las imágenes se puede ver cómo la anciana rompe en llanto al enterarse que recibirá la ayuda que tanto necesita.

A su avanzada edad, abuelita Polonia vela por sus nietos que se quedaron sin padres.

Publicada por Rueda De Avisos Huánuco en Jueves, 28 de mayo de 2020

Este joven le llevó alimentos de primera necesidad y dinero, para que de esa manera pueda enfrentar la crisis sanitaria por el coronavirus en Perú. Como se puede ver en el vídeo, Polonia se estaba protegiendo del virus con una fina mascarilla de tela.

Es muy triste, pero son muchas las personas mayores que viven en condiciones precarias y que tienen muchas necesidades que no pueden cubrir. Afortunadamente, existen ángeles que están dispuestos ayudarlos para aliviar un poco su pena y sufrimiento.

Sergio es una de esas personas con un gran corazón lleno de amor, generosidad y solidaridad que regala sonrisas del alma a estos seres que tienen sobre sus hombros muchos años pesados.

Este joven y su equipo de voluntarios son ángeles en la tierra que regalan un bálsamo para el alma de estos adultos mayores.

Aplaudimos la noble labor que hace Sergio compartiendo la historia de esta abuelita que cambió sus lágrimas por una sonrisa gracias a su generosidad.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!