Un joven con Síndrome de Down encuentra el empleo que soñaba tras escuchar que nunca lo tendría

Hay quienes creen que las personas con Síndrome de Down no pueden llevar una vida normal. Sin embargo, son muchos los jóvenes con esta condición que no hacen más que demostrarnos lo contrario. Jake Pratt es uno de ellos.

Fue diagnosticado cuando era muy pequeño y las palabras del médico dejaron a toda su familia en shock. No les dio la más mínima esperanza e incluso sugirió que Jake debería pasar gran parte de su vida internado en un centro de salud. Por fortuna, su familia decidió reaccionar de una manera muy diferente.

La familia Pratt se concentró en brindarle a Jake todo el apoyo posible y le enseñaron que con un poco de determinación el joven podría lograr cualquier cosa que se propusiera. Jake ha logrado completar sus estudios y siempre ha sobresalido en todo lo que hace.

“Quería estar en el equipo de fútbol y lo logró. Quería ir a la Universidad y lo logró. Quería conseguir su licencia de conducir y lo logró”, aseguró Hyde.

En ningún momento ha pretendido ocultar su condición sino que ha trabajado arduamente para crear conciencia en su comunidad y así hacer de este mundo un lugar más comprensivo e inclusivo.

Muchos creían que no lograría conseguir un trabajo pero el dedicado joven ha dejado a todos boquiabiertos.

“Gracias a UPS por darle a mi hermano una oportunidad y promover la inclusión en el campo laboral. Jake tiene Síndrome de Down pero eso jamás lo ha detenido”, celebró Hyde Pratt.

Actualmente, el joven tiene nada menos que dos trabajos. En las mañanas pasa horas en un campo de golf asegurándose de que todo en el campo luzca perfecto. En las tardes se cambia su uniforme y comienza a trabajar en la conocida empresa de envíos: UPS.

“Bienvenido a la familia de UPS. Estamos muy felices de tenerte en nuestro equipo” dijo un portavoz de la compañía.

Para las personas con Síndrome de Down, lograr forjar una carrera profesional no es nada sencillo. Muchos de ellos cuentan con todo lo necesario para trabajar, pero rara vez consiguen que una oficina o empresa les dé la oportunidad que tanto necesitan.

“Jake es capaz de todo y me encanta saber que el mundo entero podrá comprobarlo. Él no para de derrumbar barreras y ayuda a crear conciencia”, dijo Hyde.

Desde hace muchos años, Jake se propuso la meta de conseguir un trabajo y conseguir independencia financiera. Muchos se burlaron de sus sueños pero él no ha hecho más que seguir acercándose a su meta.

Jake incluso está ahorrando algo de dinero para poder pedirle matrimonio a su novia. No hay dudas de que Jake logrará cualquier cosa que se proponga.

La dedicación de Jake es una verdadera fuente de inspiración y un ejemplo para todos. Debemos hacer del mundo un lugar más inclusivo y seguro para las personas con discapacidad. ¡Comparte!