Un estudio revela que los niños criados por parejas del mismo género tienen mejor rendimiento

Siempre ha habido críticas a lo largo y ancho del mundo que señalan a aquellas personas del mismo género que deciden formar una familia y criar a un hijo. Son muchos los juicios que obedecen a los estereotipos convencionales y sociales que descalifican a estas familias.

Sin embargo, recientemente un estudio ha revelado que los hijos que son criados por parejas del mismo género tienen mejor rendimiento académico que los niños que crecen en familias tradicionales.

A pesar de los avances de la sociedad, hay quienes piensan que la adopción de hijos por parte de parejas de igual género es un error.

Esta investigación realizada por universidades de Reino Unido, Países Bajos y Bélgica, y las estadísticas, respaldan la formación de este tipo de familias con una nueva iniciativa, donde los más pequeños de la casa son mejores en calificaciones escolares.

“Los resultados indican que los niños criados por padres del mismo género desde el nacimiento se desempeñan mejor en la educación primaria y secundaria que los niños criados por padres de diferente sexo”, según los informes.

El estudio fue publicado por la compañía editorial Sage Journals con el nombre de: «Resultados escolares de niños criados por padres del mismo género: evidencia de datos del panel administrativo”.

En la investigación se estudiaron a 2.971 niños con padres del mismo género, de los cuales 2.786 eran parejas formadas de dos mujeres y 185 parejas de hombres y más de un millón de niños con padres de diferentes géneros seguidos desde el nacimiento.

Los resultados en niños de primaria se mantuvieron en los casos de secundaria.

“También encontramos que, en la educación secundaria, los niños con padres del mismo género continuaron superando a los niños con padres de diferente género, dice parte del informe.

Aunque estos resultados no desestiman la composición de las familias tradicionales, ni la buena convivencia y desarrollo que pueda tener un niño dentro de ella, si busca resaltar que las familias de parejas del mismo género pueden también formarse académicamente e incluso tener un rendimiento óptimo.

“Nuestros resultados sugieren que los niños criados por padres del mismo género desde el nacimiento tienen 4.8 puntos porcentuales más de probabilidades de graduarse que los niños con padres de diferente género.

Estos resultados no parecen estar moderados por el género, la etnia o la estructura familiar del niño”, dice el informe de la investigación.

Lo cierto es que los padres deben ser conscientes de la gran responsabilidad que implica la crianza de un niño, quienes siempre deben ser la prioridad en el hogar porque son seres que dependen de los adultos para su formación integral.

Esta noticia ha causado polémica por los resultados obtenidos en la investigación, en las redes, algunos aseguran que las parejas del mismo género no deberían formar una familia, mientras que otros promueven la igualdad.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!