Un adolescente de 15 años salva a una bebé a punto de ahogarse en un canal de agua helada

Ryley Ferguson, de 15 años, es un adolescente que pasó del anonimato a ser reconocido por miles de personas como un héroe.

Mientras paseaba a su perro como acostumbraba cerca de su casa en Knottingley, Inglaterra, se percató del llanto de una bebé que se había caído al canal y se estaba ahogando. Sin dudarlo, él se quitó el abrigo, los zapatos y se lanzó al agua para rescatarla.

“Pude escuchar a la bebé llorando mientras levantaba sus manos pidiendo auxilio. Me di cuenta de lo pequeña que era y pensé que tenía que ir a rescatarla. Cuando llegué estaba al fondo del canal, le dije a la niña ‘te tengo, vas a estar bien’”.

Agregó que todo ocurrió muy rápido. “Era instinto puro en ese momento. Todo sucedió en una fracción de segundo, de repente estaba en el fondo del canal y logré agarrarla”.

La bebé, llamada Reggie, estaba jugando en el jardín de su casa el pasado domingo cuando cruzó una puerta improvisada y se dirigió al canal.

Gracias a la rápida reacción de Ryley la niña se salvó de un desenlace fatal. El adolescente comentó que fue difícil para él soportar las bajas temperaturas del agua, dice que presume que de haber demorado unos segundos más la bebé podría haber muerto.

“Estuve gritando pidiendo auxilio mientras sostenía a la niña, por suerte a los pocos minutos se acercaron dos hombres que nos ayudaron a salir”, relató.

Pero esa no fue la única dificultad a la que tuvo que enfrentarse Ryley, para él lo más complejo fue salir del canal. Incluso dos hombres tuvieron que acudir a auxiliarlo a él y a la bebé.

Becca Hampton, la madre de la bebé, se sintió muy agradecida con el joven por haber salvado a su hija. Aseguró que Ryley era su ángel guardián.

En una publicación de Facebook en la que aparece Ryley con la pequeña Reggie en brazos escribió:

“Nuestro héroe allí con mi hija, esta foto se imprimirá y se colocará en un marco en un lugar donde Reggie pueda verla… para que sepa quién es su ángel de la guarda… Reggie siempre sabrá quién es su héroe… y siempre estaremos en deuda contigo”, escribió la madre.

El adolescente ha recibido numerosos mensajes y muestras de gratitud y admiración por su acto heroico.

“Solo hice lo que cualquier persona haría en esta situación. Solo fue suerte que estuviera ahí porque 30 segundos después quizás habría muerto”, dijo Ryley.

Michael y Amy, los padres de Ryley, ambos de 38 años, ofrecieron declaraciones a medios de comunicación locales y dijeron que están muy orgullosos de la valentía de su hijo.

“Todo es abrumador, obviamente estamos muy orgullosos de él. Es brillante, no era lo suficientemente fuerte como para ayudar a la niña a salir del canal, pero la mantuvo por encima del agua todo el tiempo hasta que llegó la ayuda”, dijo Amy.

Michael agregó: “Si hubieran pasado segundos, la niña se habría ahogado y ni siquiera hubieran podido saber sus padres a dónde fue”.

Tom Gordon, concejal local, le solicitó al Consejo de Wakefield que se asegurara de que Ryley recibiera un reconocimiento por su valiente y desinteresada acción.

“No puedo decirte el alivio que sentí cuando vi a mi hermosa niña sana y salva. Reggie crecerá sabiendo quién es Ryley y lo que ha hecho. Él es nuestro superhéroe”, dijo la madre de la niña.

Becca decidió ofrecerle dinero al adolescente e incluso lo nominó al Premio Orgullo de Gran Bretaña con el apoyo de su familia.

Los vecinos crearon una campaña de recaudación de fondos en GoFundMe para recolectar dinero para Ryley, aunque él aseguró que lo aceptará agradecido y lo donará a una buena causa en nombre de la solidaridad.

Aplaudimos la solidaridad de este joven que cambió el destino de la bebé que estaba en grave peligro. Comparte su hazaña.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!