Sus 6 hijos comen con las manos y se bañan 3 veces por semana porque ella «no es una esclava»

Traer a una criatura al mundo es una gran responsabilidad, pues no se trata de satisfacer sus necesidades con cosas materiales, sino llenarlos de afecto y atenciones. Cualquiera sabe que un hijo es un pacto de amor que debe durar para siempre, aunque eso implique dedicarles todo el tiempo para garantizar su bienestar. 

Pero esto no significa nada para una madre australiana que se ha revelado contra las responsabilidades de la maternidad y ha admitido abiertamente el modo perezoso con que cuida de sus seis hijos.

La bloguera Constance Hall tiene una familia numerosa y esto la llevó, según ella misma explica, a cortar algunas responsabilidades para poder sobrevivir. Como mamá de 6 pequeños no es mucho el tiempo que le queda para descansar, pero con sus nuevos hábitos parece que las cosas se están “solucionando”.

Constance con algunos de sus hijos.

Para sobrevivir a la rutina, la mujer con sede en Perth, Australia, dejó de utilizar platos en casa. Para ella estos utensilios son la peor parte de las labores del hogar y seguro ninguna mamá le refutara el tedio pero no sabemos si haya quien quiera que sus hijos se acostumbren a comer con las manos.

«Los platos son la peor parte ¡Deléitate con las manos! A menudo pongo una gran pila de verduras junto con otro plato de carne en rodajas o lo que sea que esté haciendo», explicó en su blog.

Además de comer con las manos, Constance también recomendó los picnics como una estrategia fácil y económica para liberarse de responsabilidades.

Las migas que caigan serán aprovechadas por las hormigas, así que después de una cena en el jardín no queda ningún espacio que limpiar ¡Al menos esa es la recomendación de la dulce Constance!

Pero estas no son las únicas revelaciones hechas por esta mamá, sino que tiene hábitos de higiene poco convencionales ¡Sus hijos no se bañan todos los días! 

«No tienen que bañarse o ducharse todos los días. A menudo pueden saltarse esa parte de la rutina si esto les hace desanimar a todos. Yo digo, ‘Bien, apestoso, ve a la escuela y asquea a todos'», señaló.

Si hasta acá te han parecido insólitos los consejos de esta madre, espera a escuchar lo que tiene que decirle a sus hijos en un horario después de las 7:30 pm cuando se supone que los chicos deben atenderse solos.

«No soy tu mamá; no estoy aquí. No soy tu esclava, sólo soy una estatua de una mujer que hace una hora te limpió el trasero y ahora está bebiendo vino charlando por teléfono con su hermana,» ella dijo.

¡Sí! Constance vigila a sus niños hasta las 7:30 pm porque los padres también necesitan «horario de salida».

Todos estos consejos fueron compartidos por la bloguera en un artículo que tituló «Llámame perezosa, llámame una momia pobre, pero cuando tienes seis hijos viviendo bajo tu techo, las cosas cambian”.

De inmediato, los comentarios comenzaron a llegar y muchos estuvieron en desacuerdo con sus consejos. Sin embargo, en lo único en que todos parecen coincidir es que ser madre de seis no es nada sencillo.

Constance no quiere ser ninguna super mamá pero tiene unos niños a los cuales cuidar, ¿te parecen coherentes sus consejos? Escríbenos para saber tu opinión y comparte este caso.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!